•  |
  •  |

La marcha de “Los Encachimbados” por la carestía de la vida, la inseguridad, las ilegalidades del Gobierno y la oposición política, entre otras cosas, se desarrolló en total tranquilidad desde que salió de la Rotonda Universitaria o “Rigoberto López Pérez”, hasta que llegó a la rotonda El Periodista.

Los participantes contaron con resguardo policial, como lo prometió el jueves el jefe de Relaciones Públicas de la Policía Nacional, comisionado Fernando Borge, cuando les otorgó el permiso a miembros del movimiento “Pedro Joaquín Chamorro”, organizador de la marcha.

A la convocatoria asistieron representantes del Movimiento Autónomo de Mujeres, MAM; del Centro Nicaragüense de Derechos Humanos, Cenidh; del Movimiento por Nicaragua, MpN; de la Unidad Sindical Magisterial, USM; Movimiento por el Rescate del Sandinismo, MpRS; del nuevo grupo juvenil Nicaragua 2.0, y personalidades como el concejal capitalino Luciano García y el misionero ítalo-nicaragüense, Alberto Boschi.

El número de participantes no superó las 300 personas, pero el presidente del Movimiento “Pedro Joaquín Chamorro”, Marvin Parrales, expresó su satisfacción, pues la convocatoria la hicieron apenas cinco miembros de esta organización el pasado 27 de junio y sin ningún financiamiento, según dijo.

Contra la carestía y la reelección
La marcha inició a las 10 de la mañana con consignas contra la reelección del presidente Daniel Ortega, la carestía de la vida, la violencia contra las mujeres, la manipulación de la juventud, los bajos salarios, la inseguridad y contra la oposición política, a la cual, “Los Encachimbados”, señalaron de estar interesada solo en cargos políticos.

“No hay trabajo, la gente sigue teniendo que migrar a vivir en condiciones deplorables en otros países, se ha incrementado la violencia, la delincuencia y las drogas;  la carestía de la vida ya no se aguanta; se dice que el petróleo viene de Venezuela en condiciones favorables, pero en las gasolineras lo compramos como el más caro de Centroamérica, todo lo que hace el orteguismo es para favorecer a los grandes capitales y le da migajas al pueblo… Todo eso nos encachimba, por eso estamos aquí”, apuntó la coordinadora del MpRS, Mónica Baltodano.

Pese a que los coordinadores de la marcha habían hecho un llamado a participar en la marcha sin colores políticos, Baltodano justificó que los miembros del MpRS se hayan presentado con camisetas de este movimiento, alegando que ellos no están participando “en la farsa electoral”, ni llevan ningún candidato en la misma.

Bono al presupuesto
Por su parte, el profesor José Siero, uno de los dirigentes de la USM, manifestó que se sienten “muy indignados” porque el bono solidario de 700 córdobas que da el Gobierno no les ayuda a comprar la canasta básica que supera los 9 mil córdobas, e incluso, afirmó que entre agosto y septiembre iniciarán un plan de lucha para que ese bono se incluya en el Presupuesto General de la República de 2012.

Otra de las consignas era “ni provocamos, ni nos dejamos”, pues se creía que la marcha iba a chocar con un festival cultural organizado por la Juventud Sandinista,

JS, que también tenía como punto de culminación la rotonda El Periodista.
Sin embargo, antes de que arrancara la marcha, el jefe del Distrito I de la Policía de Managua, William Dávila Tapia, aclaró que la actividad de la JS sería por la tarde, mientras que la de “Los “Encachimbados” estaba programada de 9 de la mañana a 12 del mediodía.

“No a la reelección”
Al llegar a la rotonda “El Periodista”, los representantes del movimiento “Pedro Joaquín Chamorro” leyeron un comunicado en el que reiteran su rechazo a la reelección del presidente Ortega, exigen respeto de la clase política, condenan el incremento de  la tarifa de energía eléctrica, demandan la aprobación de leyes contra la violencia hacia las mujeres, y  pidieron a la Contraloría General de la República responsabilidad en la fiscalización de los fondos públicos, etc.

La presidenta del Cenidh, Vilma Núñez de Escorcia,  celebró que en la marcha no hubo ningún enfrentamiento con grupos sandinistas, como ha pasado en otras ocasiones, por lo que confió en que “este sea el inicio del abandono, por parte del Gobierno, de querer entorpecer el derecho a marchar y a manifestarse que tiene la gente”.

Apostados en la rotonda El Periodista, jóvenes del MpRS y de “Nicaragua 2.0” hicieron pintas en la estructura de concreto que recientemente fue pintada con colores y figuras representativas del extravagante gusto de la primera dama Rosario Murillo.

Marvin Parrales aseguró que seguirán manifestándose con marchas como la de ayer. “Vamos a seguir, porque el encachimbamiento no se quita con esta marcha, sino hasta que cambie el sistema político del país y hasta que los políticos opositores cambien su rumbo y dejen de pelear por candidaturas y peleen porque la tortilla sea más barata, porque la energía sea más barata y porque el gas licuado sea más barato”, enfatizó.