•  |
  •  |

Entre las políticas públicas que Amnistía Internacional, AI, espera que sean incluidas por los candidatos presidenciales en sus planes de gobierno, está la despenalización del aborto terapéutico, informó el director de Amnistía Internacional, AI, en España que forma parte de la delegación de esa organización que visita el país, Esteban Beltrán.

El grupo de representantes de AI termina hoy su visita en Nicaragua y ofrecerá un informe sobre los encuentros que tuvieron con los candidatos presidenciales, con organismos de defensa de los derechos humanos, con magistrados de la Corte Suprema de Justicia, CSJ, y con niñas y mujeres abusadas.

La delegación de AI  se reunió ayer con el candidato presidencial y representantes de la alianza PLC-PC, donde Beltrán adelantó que los tres mensajes que le han dando a los contendientes en el proceso de elecciones generales de este año, son el de tener “tolerancia cero” hacia la violencia contra las mujeres, la inclusión en sus planes de gobierno de un plan nacional de derechos humanos junto a un diagnóstico de la situación general del país, y la apertura del próximo gobierno al escrutinio y a la colaboración internacional.

Tolerancia cero a la violencia sexual
Sin embargo, Beltrán hizo énfasis en el primer punto, pues dijo que “la violencia sexual a niñas es muy seria en este país”, por lo que le han pedido a los partidos políticos “tolerancia cero” hacia la violencia sexual, lo cual implica “que debe existir la posibilidad de que la mujer que es violada o que está en riesgo de perder su vida (por el embarazo), pueda decidir o no tener el hijo”.

El funcionario refirió que según las cifras oficiales de Medicina Legal y de organizaciones de la sociedad civil, la mayoría de las violaciones que ocurren en Nicaragua son contra menores de edad.

Beltrán aseguró que esas niñas se encuentran indefensas actualmente porque no pueden optar por un aborto. “Y se enfrentan a un dilema todavía mayor, (pues) son niñas que sufren la estigmatización de la sociedad, de su familia y del Estado que muchas veces las ve con sospechas”, agregó.

Caso Fátima Hernández, “emblemático”
El representante de AI señaló que en ese último aspecto el caso más emblemático es el de Fátima Hernández, pues aunque no sea una niña, en la sentencia de la Sala Penal de la CSJ para rebajarle la pena a su agresor el argumento es que ella fue permisiva.

Incluso afirmó que en la reunión que tuvieron con la presidenta de la CSJ, magistrada Alba Luz Ramos, le indicaron que en dicha sentencia “no hay ni siquiera una norma internacional que protege a las niñas y a las mujeres”.
“Lo que estamos pidiendo es que en el caso de violación, especialmente a niñas, sean éstas las niñas las que al final tengan la capacidad de decidir si quieren o no al niño, y un segundo elemento tiene que ver con que las mujeres en riesgo de perder su vida cuando están embarazadas pueda abortar”, puntualizó Beltrán.

Además, recordó que en el 98 por ciento de los países del mundo se han dejado a un lado las posiciones y creencias religiosas por muy respetables que éstas sean. “¿Nicaragua en qué posición se queda? ¿En el 2% que todavía no es capaz de fomentar la protección de las niñas que son violadas o las mujeres que están en riesgo de perder su vida, o va a donde va la mayoría del mundo?”, se preguntó.

Beltrán también refirió que “debe haber una posición muy clara por parte de las autoridades, de los partidos políticos, de los candidatos presidenciales, de respetar a los defensores de los derechos humanos (y) eso incluye a los periodistas”.

Reiteró que no han recibido una respuesta a la solicitud de reunión con el presidente Daniel Ortega. Al respecto, manifestó: “creemos que es importante que todos los candidatos al menos tengan la capacidad de escuchar y de dialogar sobre derechos humanos, yo creo que es el principio de todo y esperamos que todavía haya posibilidad de hacerlo con el presidente Ortega”.

Alemán pasó la pelota a diputados
El candidato a Presidente por el PLC, Arnoldo Alemán, expresó que entregaron a la delegación de AI una copia de su programa de gobierno, en el que—según él—está incluido un plan nacional de protección de la mujer, la juventud y los derechos humanos.

No obstante, dijo que el tema de la despenalización del aborto terapéutico lo dejaron “a disposición y criterios” de los diputados del PLC.