•   Managua, Nicaragua  |
  •  |
  •  |

La fórmula presidencial de la Alianza Por la República, APRE, se pronunció “por la vida”, al sentar su posición contra el aborto terapéutico hoy en conferencia de prensa.

La pastora evangélica y candidata vicepresidencia de la APRE, Elizabeth Dávila de Rojas, hizo la diferencia entre el aborto terapéutico y aborto “indirecto”, para explicar que el primero “es indicado directamente por el médico y ejecutado para quitar una vida”.

En cambio, manifestó que el aborto “indirecto” es el que se ejecuta en el procedimiento médico, “cuando el doctor trata de salvar la vida de la madre y a causa del tratamiento que se aplica (a la madre), entonces el niño sufre la consecuencia de la muerte, ese es un aborto indirecto, un aborto no deseado, el cual, moralmente no es imputable ni legalmente punible”, enfatizó Dávila, agregando que los embarazos ectópico, molares y procesos sépticos son abortos indirectos, que comparten características con los embarazos espontáneo.

Dávila finalizó su intervención diciendo que “abortar es matar y matar en estado de total indefensión es un asesinato atroz”.

Por su parte, el candidato presidencial de la APRE, Róger Guevara Mena, expresó que “todos los esfuerzos de un Estado y de un gobierno consciente, tienen que ser dirigidos a la protección de la vida de todos los nicaragüenses, nacidos y no nacidos”.

“Un Estado que no defiende la vida de los más vulnerables e indefensos, de los más pobres entre los pobres, es un gobierno que no tiene ética, que no tiene moral, no tiene razón de ser y no puede decir que defiende a todos los nicaragüenses”, dijo el candidato presidencial.

En la conferencia de prensa estuvo presente el presidente de la Asociación Nicaragüense por la Vida y rector de la Universidad de Ciencias Médicas, Rafael Cabrera, y otros doctores como Alberto Porras. Además, se firmó un compromiso de mantener la “Ley que deroga la figura del aborto terapéutico”, de resultar ganadores en las elecciones del próximo 6 de noviembre. Este documento también fue firmado por una representación de los candidatos a diputados de la APRE.