Matilde Córdoba
  •  |
  •  |
  • END

El asilo político otorgado a Lucía Moret, sobreviviente del ataque del Ejército colombiano a un campamento de las FARC en Ecuador el pasado primero de marzo, puede verse como un “acto humanitario o una situación que tensará las relaciones entre Colombia y Nicaragua”, considera Cairo Manuel López.

El analista Luis Humberto Guzmán coincide con López en que el gesto del presidente Daniel Ortega “es una acción humanitaria, aunque se trata de una persona vinculada a una guerrilla”.

Moret, de nacionalidad mexicana, fue recibida en privado por el presidente Ortega. Ella es estudiante de la Universidad Nacional Autónoma de México, UNAM, y estaba en el campamento que las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia, FARC, tenían en Ecuador cuando fue bombardeado por el Ejército de Colombia y en el que murió uno de los jefes de esta guerrilla, “Raúl Reyes”.

La imagen de Nicaragua

“Más bien la medida puede servir como un puente que ayude a flexibilizar a las FARC para la liberación de rehenes”, expresó Guzmán. López, por su parte, “no ve consecuencias a corto plazo”, pero considera que el asilo “contribuye a la imagen externa de que Nicaragua tiene vínculos con algunas agrupaciones”.

Guzmán lo ve desde otra óptica: “Nicaragua no está alentando, no sirve de base de apoyo ni presta dinero” a la FARC.

A juicio del jurista Sergio García Quintero, el asilo puede considerarse como una intervención del mandatario nicaragüense. “Él (Ortega) es uno de los que se rasga las vestiduras y grita a los cuatro vientos denunciando los actos de intervención de un país hacia otro, pero es un gran partidario del intervencionismo”, expresó.

Así fue

Luego de que Colombia violó la soberanía de Ecuador, el presidente de este país, Rafael Correa, visitó a Ortega para pedirle su apoyo. Ortega lo apoyó cortando las relaciones diplomáticas con Colombia.

Un día después, en la Cumbre de Río efectuada en República Dominicana, Ortega revocó su decisión y los mandatarios de Venezuela, Hugo Chávez, de Ecuador y de Nicaragua se comprometieron a mejorar su relación con Colombia.

Nicaragua sostiene una demanda contra Colombia en la Corte Internacional de Justicia, CIJ, de la Haya por conflictos limítrofes en el mar Caribe. La CIJ ya emitió una resolución que establece que el meridiano 82, que Colombia asegura que es el límite, no es la frontera entre ambos países. Colombia desconoce la resolución.

(Con la colaboración de Edgard Barberena)

Últimos Comentarios
blog comments powered by Disqus