Ary Pantoja
  •   Managua, Nicaragua  |
  •  |
  •  |
  • END

La parálisis en el Poder Legislativo podría extenderse hasta el mes de junio, pues hoy se suspendió una reunión de Junta Directiva para definir la próxima agenda de trabajo. El presidente de la Asamblea Nacional, René Núñez Téllez, participó esta mañana en un encuentro del denominado Foro de Presidentes de Poderes Legislativos de América Latina, FOPREL.

El evento es paralelo a la Cumbre Presidencial sobre Seguridad y Soberanía Alimentaria que se desarrolla en estos momentos en Managua y al cual también asistieron el primer vicepresidente del Parlamento nicaragüense Luís Callejas Callejas; así como la segunda secretaria, Alba Palacios.

Posterior al evento legislativo latinoamericano, los tres miembros de la junta directiva del parlamento participaron en el acto de inauguración de la Cumbre Presidencial, lo que impidió la realización de la reunión de Junta Directiva.

De gira
La próxima semana, cuatro miembros de la directiva parlamentaria viajarán en visita oficial a Gran Bretaña, por lo que tampoco se vislumbra un encuentro de los directivos para definir la agenda legislativa.

El presidente de la Asamblea Nacional, René Núñez Téllez; el primer secretario, Wilfredo Navarro Moreira; el tercer vicepresidente, Juan Ramón Jiménez y el tercer secretario, Javier Vallejo Fernández, realizarán una visita de siete días al Parlamento británico lo que significa que tampoco la semana próxima habrá reunión de directiva.

De momento, las comisiones permanentes del Parlamento están realizando sus labores, pero la asistencia de los diputados a estas tareas ha sido mínima.

El titular del Legislativo dijo que a su regreso de Inglaterra convocará nuevamente a reunión de los siete miembros de la directiva y espera que para entonces ya exista un acuerdo entre los principales partidos políticos sobre la agenda parlamentaria.

Núñez enfatizó que la falta de consenso sobre los temas a abordar en el plenario ha sido la causa de la parálisis en el trabajo de la Asamblea Nacional. Sin embargo, la oposición se negó a asistir a las sesiones legislativas luego que el pasado 4 de abril el Consejo Supremo Electoral, CSE, con el apoyo del gobierno, decidió posponer las elecciones municipales en tres localidades de la Región Autónoma del Atlántico Norte, RAAN.

La decisión administrativa del CSE provocó el reclamo de los diputados opositores, quienes argumentan que la postergación de los comicios es potestad única y exclusivamente del Parlamento.