• |
  • |
  • END

El diputado Salvador Talavera declaró ayer que no votará por la desaforación de Eduardo Montealegre ni ha puesto condiciones a su decisión, luego de que su colega, el diputado Mario Valle, dijo hablar en nombre de los tres diputados llamados independientes para afirmar que primero harían una especie de antejuicio para luego tomar una decisión definitiva.

Según Valle, tanto Talavera como Juan Ramón Jiménez y él, acudirían a especialistas para escucharlos alrededor de cuánta culpabilidad tiene Eduardo Montealegre en el caso de los Cenis antes de decidir sus votos a favor o en contra del desafuero del candidato liberal a la Alcaldía de Managua.

Juan Ramón Jiménez admitió que sostendrán esa reunión con especialistas, pero que en su caso es para fundamentar su decisión el día de la votación. Pero, ¿cuál será su decisión?

Jiménez: “Mi voto no echará gasolina al fuego”

“Mi apoyo será a la institucionalidad, yo no quiero que con mi voto se le eche más gasolina al fuego”, declaró Jiménez.

El diputado caraceño dijo que la semana anterior solicitó hablar con Montealegre, a lo que también se adhirió Valle, “quizá por eso es que dice hablar en nombre de los tres, porque todos hemos solicitado hablar con especialistas y con el mismo Montealegre”, dijo Jiménez.

Otra fuente ligada a la bancada del FSLN confió a EL NUEVO DIARIO que su bancada ya cuenta con 45 votos, y que las expectativas están en el voto de los tres independientes, pero quieren asegurar a más. “Prueba de ello es que ya tienen casi en la bolsa a un diputado chontaleño de la bancada Vamos con Eduardo”, reveló, y, por si las moscas, “quieren inhabilitar al diputado leonés Carlos Langrand, con el argumento de su doble nacionalidad”.


Langrand niega presiones
El diputado Carlos Langrand aún no siente las presiones. “No, no estoy siendo presionado”. Sobre su supuesta doble nacionalidad explica que él es nicaragüense, que su padre es de nacionalidad francesa.

“Mi decisión es única, votaré por la no desaforación de Montealegre porque se trata de un juicio político”, dijo.

El FSLN cuenta con los seis votos de la bancada de ALN y solamente necesita dos votos más. “No quieren correr riesgo con Talavera y Jiménez”, reiteró nuestra fuente, por eso será normal observar nuevas presiones en las próximas semanas. Con la colaboración de Leyla Jarquín.