•   Corresponsal END / San José, Costa Rica  |
  •  |
  •  |

“Que la vengan a detener si ellos quieren”, la Corte Centroamericana de Justicia no tiene ninguna jurisdicción en Costa Rica, no tiene por qué dictar medidas cautelares en contra de Costa Rica, que las vengan a aplicar si pueden”, fue la respuesta que dio el vicecanciller de Costa Rica, Carlos Roverssi, al referirse a la disposición de ordenar la suspensión de los trabajos de construcción de una carretera paralela al nicaragüense Río San Juan.  
 
La misma noche del anuncio y Costa Rica recibiera la noticia de la Corte Centroamericana de Justicia, en la que se le ordena detener la construcción de dicha vía, el vicecanciller Carlo Roverssi brindó declaraciones sobre el tema y entre sus primeras expresiones señaló: “Que la vengan a parar ellos.. (la CCJ), si es que pueden”.

Por otro lado, el canciller de Costa Rica, Enrique Castillo, en otro medio costarricense declaró que su gobierno ignora lo que la CCJ, disponga.

“Ignoramos todo lo que la Corte Centroamericana disponga, la Corte no tiene injerencia, no tiene competencia, no tiene jurisdicción en Costa Rica”, aseguró Castillo tras enterarse de lo resuelto por este ente regional desde su actual sede en Managua. Según la resolución, la obra debe detenerse hasta que se pronuncie el fallo.

Nicaragua denunció en diciembre a Costa Rica  por lanzar sedimentos al Río San Juan con la construcción de la carretera paralela, que tiene una extensión de unos 160 kilómetros donde vecinos del lugar han reportado que debido a la construcción de esta carretera los camarones de río, entre otras especies marinas, están migrando al mar Caribe.