•  |
  •  |

Los cuatro millones de dólares que aportará Nicaragua al Banco del ALBA, Balba, no saldrán de las reservas del Banco Central de Nicaragua, BCN, sino de una partida denominada “imprevistos” que forma parte del Presupuesto General de la República 2012, cuyo dictamen de mayoría fue firmado ayer por miembros de la Comisión de Producción, Economía y Presupuesto de la Asamblea Nacional.

Según el presidente de esa comisión legislativa, Wálmaro Antonio Gutiérrez Mercado, el aporte al Balba no afectará las partidas presupuestarias de ninguna entidad  gubernamental y mucho menos a Salud y Educación por lo que, eventualmente saldría de la partida destinada al rubro de “imprevistos”.  Sin embargo, al revisar el Presupuesto 2012, ese rubro solo tiene una partida presupuestaria de C$25 millones 400,000, es decir que apenas llegará a poco más de un millón de dólares, según el cambio oficial actual.

Celeridad con Presupuesto

Gutiérrez dijo que el dictamen de mayoría será enviado, a la brevedad, a la Primera Secretaría del Parlamento y espera que el Presupuesto 2012 quede aprobado la próxima semana cuando se reanudan las sesiones en el plenario.

Y mientras los diputados de la Bancada Democrática Nicaragüense, BDN, miembros de esa comisión, anunciaron la presentación de un dictamen de minoría, Gutiérrez Mercado les recordó que el convenio constitutivo del Balba fue estatuido mediante del Decreto Legislativo 5743 “aprobado por unanimidad el 5 de noviembre del año 2008” por lo que, al ratificar ese convenio, Nicaragua asumió todos los beneficios y las responsabilidades que ello implica.

Mala decisión

Para el diputado de la BDN, Eliseo Núñez Morales, miembro de la Comisión Económica, el problema no es el monto que se destinará al Balba, sino “que tiene que ver con la calidad del organismo, es decir, nosotros estamos preocupados porque se están poniendo fondos de Nicaragua en un banco que depende de la voluntad política de una persona y no depende de una política de Estado”.

Según Núñez Morales, la continuidad en el tiempo del Balba depende de si el Presidente de Venezuela va a continuar en el poder o se va a morir en el mediano plazo a causa del cáncer que padece.

El legislador dijo que tiene tres días para presentar la propuesta de dictamen de minoría en el que expondrán, principalmente, su oposición a aportar esos US$4 millones al Balba.

PLC complaciente

Además, Núñez Morales dijo que en el dictamen de minoría incluirán algunas consideraciones al Presupuesto 2012, entre ellas, el hecho de que los ingresos, según dijo, están subvalorados; adicionalmente señaló que tienen “algunas objeciones” al programa de inversión social del Estado, pues “creemos que debe corresponder a un plan más a largo plazo que lo que se está haciendo”.

El diputado del Partido Liberal Constitucionalista, PLC, Wilfredo Navarro Moreira -quien firmó el dictamen de mayoría-, dijo que la preocupación era –hasta antes de firmar el dictamen-, que los recursos al Balba implicaran un recorte del gasto social y eso no ocurrió, pues se utilizarán “gastos de contingencia e imprevistos” para financiar el aporte de Nicaragua al Balba.

Proyectan recálculo en recaudaciones

El presentar ayer el dictamen de Presupuesto 2012, el presidente de la Comisión Económica de la Asamblea Nacional, Wálmaro Antonio Gutiérrez Mercado, evitó brindar cifras sobre la proyección de las recaudaciones fiscales.

“Tenemos que hacer un recálculo de las estimaciones fiscales de la nueva proyección de ingresos. Existen fenómenos internos y externos que podrían obligarnos, después de haber puesto un incremento en las recaudaciones, venir a reducirlos y a reducir educación, salud, infraestructura, etcétera, que no es lo correcto”, explicó.

Gutiérrez dijo que aún no hay una proyección definida, “hay unos que plantean mil millones, hay otros que dicen dos mil millones (de córdobas); es por eso la frágil proyección de las recaudaciones en este momento”, enfatizó.

“Sería muy irresponsable de parte de esta comisión venir a decir ‘se incorporan dos mil millones de córdobas más’, y si se caen las recaudaciones como consecuencia de mayor estrés de la economía norteamericana que es nuestro principal destino de exportación o siguen habiendo problemas en nuestros otros destinos de exportación europeos o un golpe a nivel interno, entonces se tiene que reducir a salud o educación”, señaló.

Sin embargo, para el diputado Eliseo Núñez Morales, de la Bancada Democrática Nicaragüense, BDN, dijo que esa subvaloración en la recaudación por parte del gobierno no es más que una estrategia política “para después tener la flexibilidad de decir que se recaudó más y la economía va mejor” y puso como ejemplo el hecho de que en el dictamen de mayoría del presupuesto se estima un crecimiento del 3.3 por ciento del Producto Interno Bruto, PIB, “es decir, 1.2.por ciento por debajo de lo que creció el año pasado”, dijo.