• Managua, Nicaragua |
  • |
  • |
  • elnuevodiario.com.ni

Con el objetivo de financiar el “Programa de Desarrollo de los Sistemas Productivos Agrícolas, Pesqueros y Forestal en Territorios Indígenas de la Región Autónoma Atlántico Norte, RAAN, y Región Autónoma Atlántico Sur, RAAS”, conocido como Nicaribe, la Comisión de Producción, Economía y Presupuesto de la Asamblea Nacional dictaminó favorablemente un convenio de préstamo por 4 millones de dólares entre el gobierno de Nicaragua y el Banco Centroamericano de Integración Económica, BCIE.

El préstamo fue contratado a 15 años de plazo, incluyendo tres años de gracia, con una tasa de interés ordinaria del 5.90% anual sobre saldos, los cargos por mora serán incrementando el interés ordinario en tres puntos porcentuales sobre la porción de la obligación en mora y la comisión de seguimiento y administración, 0.25% sobre el monto del préstamo, pagado de una sola vez a más tardar al momento del primer desembolso, según el convenio.

Programa con tres componentes
El Programa Nicaribe tiene un costo total de 14 millones 954 mil dólares, de los cuales 8 millones de dólares son aportados por el Fondo Internacional de Desarrollo Agrícola, FIDA. Del monto del FIDA, cuatro millones corresponden a una donación y los otros cuatro millones, a un préstamo.

Con el préstamo del BCIE (4 millones de dólares más) se suman 12 millones de dólares, el resto del financiamiento del programa (2 millones 954 mil dólares) corresponden a una contrapartida nacional, es decir, aporte del Gobierno Central.

El programa Nicaribe comprende tres componentes entre ellos, el Desarrollo Productivo, con el que se “pretende alcanzar adecuados niveles de desarrollo económico productivo, que permitan mejorar el ingreso de las familias beneficiarias del Programa, con una estrategia productiva focalizada en diversificación de sistemas de producción agropecuaria y forestal, con mejores opciones de mercado y el aprovechamiento sostenible de los recursos forestales y pesqueros”.
Fortalecimiento de gestión económica
El segundo componente corresponde al fortalecimiento para la gestión económica territorial, el cual consiste en “fomentar y fortalecer las capacidades de las familias y organizaciones beneficiarias del Programa y asegurar su participación activa y real para que se fortalezcan los gobierno comunitario y territorial, así como la gestión económica y social”.

Finalmente, la gestión del programa, constituye el tercer componente, el cual establece que “el Instituto de Desarrollo Rural, IDR, asumirá la responsabilidad de facilitar la ejecución del Programa y actuará con los Gobiernos Regionales de la RAAN y RAAS, que a su vez son los responsables por la ejecución directa en sus respectivas regiones”.