•  |
  •  |
  • END

Analistas, diputados y ex cancilleres de Nicaragua advirtieron ayer sobre la escalada de acciones y sus consecuencias, que podría iniciar el gobierno de Estados Unidos contra Nicaragua, considerando como “el primer paso”, la cancelación intempestiva de la visita del Secretario de Comercio norteamericano, Carlos Gutiérrez.

La lectura que hicieron diferentes personalidades sobre la suspensión de la visita del funcionario es el posible malestar del Departamento de Estado de Estados Unidos, ante el reconocimiento que hizo el presidente Daniel Ortega de las regiones separatistas de Osetia del Sur y Abjasia.

El ex ministro de Relaciones Exteriores y diputado ante el Parlamento, Francisco Aguirre Sacasa señaló que “no debería preocuparnos la cancelación de la visita del Secretario de Comercio, sino más bien las próximas acciones del gobierno de Estados Unidos contra Nicaragua”.

“La pregunta que nos deberíamos hacer no es por qué no viene el Secretario de Comercio; sino qué otras acciones podría estar pensando los Estados Unidos y otros países de la Unión Europea sobre este tema”, expresó Aguirre.

A juicio del ex canciller, el gobierno nicaragüense debería preocuparse por si esta situación “va a mejorar o a empeorar las relaciones entre Nicaragua y Estados Unidos y el resto de naciones del mundo”.

Política exterior improvisada
Por su parte, el jurista Julio Icaza Gallard, no descartó que exista un vínculo directo entre la decisión del gobierno de reconocer a Osetia del Sur y Abjasia, con la cancelación de la visita del Secretario de Comercio de Estados Unidos a Nicaragua.

Icaza dijo que la decisión del presidente Daniel Ortega es producto de una “política exterior improvisada, confrontativa y belicosa”.

“Yo veo una política exterior carente de análisis y planificación; una política exterior de aislamiento, con decisiones que no sabemos qué beneficios traerán al país”, explicó el analista.

Tanto Icaza como Aguirre coincidieron en que el discurso del mandatario nicaragüense durante el 63º Período de Sesiones de la Asamblea General de las Naciones Unidas la próxima semana será determinante para la política exterior del país.

Santos no sabe nada
Por su parte, el ministro de Relaciones Exteriores, Samuel Santos desconoce las razones de la cancelación de la visita del Secretario de Comercio, Carlos Gutiérrez, por lo que se remitió a las declaraciones del embajador norteamericano, Robert Callahan, al respecto.

“Según oí, el embajador Callahan dijo que la visita estaba en suspenso, porque había situaciones, aunque no sé qué situaciones sean o qué problemas tenga para no venir”, señaló Santos.

Santos atribuyó la decisión de suspender la visita a la situación electoral que se vive en los Estados Unidos. “Los norteamericanos están en elecciones presidenciales y él es un personaje de la política norteamericana, es el Secretario de Comercio”, señaló.

El canciller nicaragüense evadió responder si la cancelación de la visita del funcionario estadounidense obedece a la decisión del gobierno nicaragüense de reconocer a Osetia del Sur y Abjasia.

“Tengo entendido que el embajador Callahan no profundizó en ese tema, así que si él no lo dice, menos que yo lo sepa”, expresó.