•   Managua, Nicaragua  |
  •  |
  •  |
  • elnuevodiario.com.ni

El pastor del Ministerio Centro Apostolar Cristiano, reverendo Augusto César Marenco, asegura que las leyes que hacen los seres humanos son imperfectas, por eso considera que en el futuro se deberá modificar el Artículo 194 del Código de la Familia, el cual establece que las mujeres solteras podrán inscribir a sus hijos o hijas en el Registro Civil de las Personas, con el apellido del hombre que supongan es el padre.

Fue junto a un equipo legal que el reverendo Marenco analizó los más de 600 artículos del Código de la Familia, y se encontró con que ese artículo “pone las cosas difíciles para los hombres”, lo cual también han señalado otros miembros de la iglesia Evangélica.

Argumenta incluso que el Derecho establece como máxima que “nadie debe ser considerado culpable hasta que se le demuestre lo contrario” y en ese sentido asegura que el mentado artículo “juzga al hombre antes de tiempo, antes de que se le demuestre su culpabilidad” o, mejor dicho, su paternidad.

Pero, además, considera que este mandato legal no va a resolver el problema de la irresponsabilidad paternal, al igual que la ley contra la violencia hacia las mujeres no ha resuelto la violencia intrafamiliar y “al contrario, se ha incrementado, porque el problema es cultural”, opinó Marenco en entrevista con El Nuevo Diario.

Pallais: “Es provisional”

Sin embargo, el exdiputado y especialista en temas jurídicos, José Pallais Arana, explicó que esta inscripción del niño o la niña es “meramente provisional” cuando el hombre no ha querido admitir su paternidad. También mencionó que el supuesto padre será notificado de esta inscripción, y si la rechaza está en su derecho de ser sometido a la prueba de ADN, para despejar la duda.

Además, Pallais dijo que esta inscripción provisional no implica ningún beneficio que tenga que proporcionar el supuesto padre, hasta que sea comprobado con el ADN.

Gabinetes de la Familia

En otro tema, el pastor Augusto César Marenco está de acuerdo con los Gabinetes de la Familia establecidos en el mismo Código de la Familia, porque considera que tienen el propósito de promover iniciativas de apoyo a nivel de comunidad, promover actividades que vayan en beneficio de los valores, promover el convivir en respeto mutuo, el bienestar de la comunidad, entre otros beneficios que mencionó.

Manifestó que quien dirija estos Gabinetes tiene que ser un “líder comunitario” que se haya ganado el respeto de todos en su comunidad, sea esta una persona de un determinado partido, sea un pastor, líder católico o cualquier ciudadano sin ideología partidaria.

“No tengamos miedo, no nos aislemos, porque espacio que dejamos libre otros lo toman y pensemos en función de una vida comunitaria”, dijo el pastor Marenco en alusión a participar en los Gabinetes de la Familia.

 

Artículo 194

El artículo 194 del Código de la Familia, referido a la “Declaración de Filiación”, expresa que “al momento de la inscripción de un niño o niña y no haya reconocimiento del padre, la madre podrá declarar quién es el presunto padre de su hijo o hija, de conformidad al procedimiento establecido en el presente Código”.

La presidenta de la Comisión de Justicia de la Asamblea Nacional, Irma Dávila, ha explicado que con esta disposición se pretende la protección del niña o niña, así como de la madre, sobre todo cuando el hombre se niegue a reconocer la paternidad, sin embargo, Dávila aclaró que, aunque esté inscrito en el Registro Civil, esa paternidad puede ser impugnada y sometida a comprobación.