•   La Habana  |
  •  |
  •  |
  • AFP

La guerrilla comunista de las FARC criticó este miércoles la forma en que el gobierno colombiano ha abordado el diferendo territorial con Nicaragua por las islas Providencia y San Andrés, y honró al expresidente chileno Salvador Allende en el 40 aniversario de su muerte.

“Para el caso del diferendo entre Colombia y Nicaragua, si nosotros fuéramos gobierno lo resolveríamos de una manera distinta, totalmente distinta, partiendo de que somos pueblos hermanos”, dijo a la prensa el número dos de las FARC, Iván Márquez, en el marco de las conversaciones de paz de La Habana.

“Y si somos pueblos hermanos debemos dirimir estos desacuerdos de manera fraternal, cordial, amistosa. No quisiéramos nosotros que existieran más fronteras que dividen nuestros pueblos, por eso nos proclamamos bolivarianos”, agregó Márquez.

El presidente de Colombia, Juan Manuel Santos, anunció el lunes que la nueva delimitación marítima con Nicaragua, establecida por la Corte Internacional de Justicia, CIJ, en 2012, será inaplicable hasta que haya un tratado entre los dos países, en un nuevo gesto de rechazo a ese fallo judicial, que es inapelable.

En noviembre de 2012, la CIJ resolvió un litigio limítrofe entre Nicaragua y Colombia, reconociéndole a Bogotá la soberanía sobre las islas de San Andrés, Providencia y Santa Catalina, así como de los islotes y cayos adyacentes, pero otorgándole a Managua unos 90,000 km2 de mar.

Santos, quien negocia con las FARC desde noviembre de 2012 un acuerdo de paz que ponga fin a un conflicto armado interno de casi medio siglo, declaró que el fallo de la CIJ “no es aplicable hasta tanto se celebre un tratado que proteja los derechos de los colombianos”.

“Tenemos que escucharnos con hermanos entre dos pueblos, el pueblo de Nicaragua y el pueblo de Colombia para tratar de resolver de la manera más fraternal esta diferencia que se ha presentado, el diferendo entre Colombia y Nicaragua”, dijo el jefe negociador de las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia.

Ocho propuestas

Márquez, además, lanzó ocho propuestas “mínimas” sobre participación social en la “reafirmación de la soberanía nacional” y en los procesos de integración latinoamericanos.

“Los tratados de libre comercio, los acuerdos de protección y de promoción recíproca de inversiones (...), previa suscripción, deberán ser sometidos a procesos de consulta”, dijo. Las FARC han criticado duramente el tratado de libre comercio entre Colombia y Estados Unidos, en vigor desde hace unos meses.

“Procesos de integración reducidos al libre comercio se consideran impropios y excluyentes por contemplar de manera exclusiva los intereses de empresas transnacionales y de poderosos grupos económicos”, indicó.

Agregó que “en defensa de la soberanía nacional se procederá a retirar las bases o instalaciones militares extranjeras que, por concepto de cualquier tratado o convenio estén asentadas en territorio colombiano”.

Márquez también leyó unos poemas del uruguayo Mario Benedetti en homenaje al exmandatario socialista chileno Salvador Allende, en el 40 aniversario de su muerte durante el golpe militar que llevó al poder a Augusto Pinochet.

“Un homenaje y recordación de Salvador Allende (son) estos versos de Mario Benedetti. Es también un mensaje que recuerda al pueblo chileno enfrentado a la feroz dictadura de Pinochet” (1973-1990), dijo Márquez.