Melvin Martínez
  •  |
  •  |
  • END

¿Dónde esta mi voto?, así se llama la jornada nacional de recolección de firmas que inició ayer la Unión Ciudadana por la Democracia y que tiene como objetivo “exigir al régimen en el poder y al Consejo Supremo Electoral, el recuento y cotejo de las actas de cada Junta Receptora de Votos, con observadores nacionales e internacionales imparciales”.

Las organizaciones y personalidades aglutinadas en la UCD pretenden, a partir del 12 de enero, recolectar 100 mil firmas y presentarlas ante los diputados de la Asamblea Nacional y el CSE.

“Uno de los derechos fundamentales en la democracia es el derecho a elegir, el cual se concreta en el derecho al voto. En la historia trágica de Nicaragua el ejercicio y la defensa de este derecho cobran mayor relevancia por el elevado costo en vidas que nuestro pueblo ha debido sacrificar”, dice parte de un comunicado de la UCD.

Para la organización, la democracia en Nicaragua se encuentra en grave peligro. “La legalidad, los derechos y las libertades ciudadanas son cotidianamente atropellados por el régimen en el poder, con la complicidad del CSE, que se ha colocado por encima de la ley y de la Constitución”, agrega el comunicado.

Voluntad popular burlada
Según dijeron, la voluntad popular ha sido burlada durante las recientes elecciones municipales mediante “múltiples y públicas truculencias”, que incluyen la cancelación arbitraria de personalidad jurídica a partidos políticos, la manipulación del proceso de cedulación, el control partidario total de las estructuras electorales, la eliminación de observadores electorales independientes y la adulteración de actas y resultados.

“En correspondencia con los designios dictatoriales, el derecho a la movilización y a la libre expresión ciudadana está siendo reprimido mediante la violencia física y la intimidación. Cada nicaragüense, de acuerdo con sus propias circunstancias, tiene la obligación de aportar su esfuerzo en defensa de la democracia, que significa el futuro de todos y todas”.

Entre las organizaciones involucradas en este esfuerzo se encuentran:
Movimiento Puente, Movimiento por Nicaragua, Movimiento Autónomo de Mujeres, Red de Jóvenes Nicaragüita, Juventud Nicaragüense por la Democracia, Movimiento Cívico “Los Encadenados”, Iniciativa Ciudadana por la Democracia, Comisión Permanente de Derechos Humanos, Grupo Pro Justicia, Hagamos Democracia, Asociación de Periodistas de Nicaragua, Grupo de Reflexión, Central de Trabajadores de Nicaragua, Movimiento No, entre otras organizaciones de la sociedad civil.