•   Managua, Nicaragua  |
  •  |
  •  |

Esta semana una misión de Nicaragua conformada por el delegado presidencial para las inversiones, Álvaro Baltodano, el presidente del Cosep, José Adán Aguerri, y empresarios nicaragüenses de varios sectores, viajará a Chile para estrechar lazos comerciales.

Con este viaje, el embajador de Chile en Nicaragua, Hernán Mena, termina en alto sus casi cinco años de misión en Managua.

En abril de 2010, Mena supo cuál sería su próxima asignación y comenzó a estudiar sobre el país que sería su hogar durante varios años. El 21 de julio de ese año, llegó a Nicaragua y esta semana se dirige a Chile para tomar un cargo en el Ministerio de Relaciones Exteriores de ese país.

¿Cómo define la relación entre Chile y Nicaragua?
Excelente. Hemos hecho avances en todos los planos. Nos tocó la honra de promover la suscripción de nuestro Tratado de Libre Comercio. Cuando nosotros llegamos acá, todos los otros países de América Central habían suscrito los protocolos bilaterales y Nicaragua no. Y cuando presenté credenciales en noviembre de 2010, pude conversar con el presidente Daniel Ortega, los cancilleres y con doña Rosario Murillo. Les di a entender que ambos países estaban perdiendo oportunidades, y así lo sentía.

Porque todos los demás países de América Central que producen y exportan productos similares a los de Nicaragua, entraban a Chile, libres de arancel. El acuerdo lo firmamos en febrero de 2011, entró en vigencia en octubre de 2012 y los avances están a la vista. Las estadísticas están creciendo fuertes, pero hay un potencial para seguir creciendo mucho más fuerte.

¿Cree que el Tratado de Libre Comercio es su mayor legado como embajador?
He estado relacionado con el área económica de la Cancillería desde que egresé de la Academia Diplomática. Es uno de los temas que más me atrae y que más me apasiona. Yo diría que sí, es uno de ellos. Quizás el más importante, pero hay otros también. Está el tema de la cooperación, que ha crecido fuertemente. Este año becamos a 6 chicos y chicas nicaragüenses para que realicen su posgrado en Chile. Constituimos por primera vez la comisión mixta y comisión científica y técnica. El acuerdo de cooperación científica lo habían firmado el año 92, ya estaba vigente el 99 y nunca se había constituido la comisión mixta que es el marco bajo el cual uno conversa con las autoridades locales de todos los proyectos de cooperación. En el ámbito político, tenemos un acuerdo que se firmó entre la Asamblea Nacional y la Cámara de Diputados en Chile. Tuvimos una reunión la semana pasada, y el presidente de la Asamblea destacaba que pocos convenios han sido tan fructíferos como el suscrito con Chile.

Tenemos proyectos de cooperación con la Policía Nacional. Estos últimos años han ido becarios de la policía financiados por Chile a estudiar a Carabineros. Eso va sembrando a futuro una red de vínculos a todo nivel.

¿Qué queda pendiente para el próximo embajador?
Siento que en el ámbito cultural podríamos haber avanzado más. Siempre colaboramos algo con el festival de poesía en Granada, costeando la venida de poetas chilenos, financiamos la venida de una exposición itinerante de grabados de Nemesio Antúnez en el Teatro Nacional Rubén Darío, hemos hecho ciclos de cine y hemos traído cineastas a talleres aquí. Pero siempre hay tareas por hacer. Por ejemplo, hay un proyecto con el Consulado para lograr que la comunidad chilena sea más unida de lo que está. 

También hay uno de construir una suerte de asociación de exbecarios en Chile, ya que hay muchos. Deben sumar en los últimos tres años más de 500 exbecarios. Y en el pasado ni hablar. Hay exvicepresidentes de la República que han estudiado en Chile, excancilleres. Hay una corriente de muchos años, de la época de Rubén Darío sin ir más lejos. De hecho estamos trabajando en un proyecto para el 2016 cuando se cumplan 150 años del natalicio de Rubén Darío. Con el Museo Nacional de Chile estamos tratando de digitalizar toda la obra, alguna incluso desconocida, que hizo Rubén Darío en Chile y entregarlas acá a las autoridades nicaragüenses.

¿Cuál ha sido el aporte del Tratado de Libre Comercio para ambos países?
Si uno ve las estadísticas comerciales de los últimos 5 años puede apreciar el impulso que tuvo o que le imprimó el TLC a partir de la entrada en vigencia. Se nota que  las exportaciones de Chile a Nicaragua han crecido fuertemente y que también han crecido de manera auspiciosa las exportaciones de Nicaragua a Chile. Nicaragua se está convirtiendo en un socio comercial de chile interesante. Ahora nos interesa potenciar la inversión que puede tener Chile acá. Sabemos que hay un potencial y eso es lo que va a mostrar en Chile ProNicaragua y el general Álvaro Baltodano en la misión que viaja esta semana. Vamos a ver qué sale de esa misión, pero somos muy optimistas en el sentido de que los resultados  se van a poder apreciar a corto plazo.

¿Hacia dónde va el TLC? ¿Se espera un gran crecimiento económico?
Las economías latinoamericanas se han desacelerado en el último año y medio y Chile no ha sido la excepción, y Nicaragua tampoco. Pero advertimos que aquí el potencial de crecimiento sigue siendo muy interesante. Por ejemplo, hay oportunidades para Nicaragua, que todavía no nos exporta una onza de carne nica. Estamos muy prontos a poder abrir el mercado chileno para la carne nicaragüense. Habría que cumplir una serie de reglamentaciones. Han venido expertos chilenos y falta que vengan a calificar los mataderos que pueden exportar a Chile. Pero ocurre que Chile está importando en promedio más de 700 millones en carne de res, que  puede ser casi el doble del total de las exportaciones  de Nicaragua en carne de res. Nicaragua no ha tenido episodios de fiebre aftosa como si los han tenido otros proveedores externos de chile. El producto es excelente y queremos comer churrasco nica en chile.

La misión comercial que viaja esta semana, ¿tiene pensado presentar la carne o algún otro producto en particular que pueda comercializarse en Chile?
Van mataderos y lo hemos conversado con ProNicaragua, y sí van a tomar contacto con importadores chilenos de carne. Por otras razones, están en Santiago unos empresarios, entre ellos Roberto Zamora del grupo Lafise que tiene un matadero, y ellos también están tomando contacto para posibilitar la apertura del mercado chileno a la carne nica. Estamos avanzando, por fin, a pasos decididos.

¿Se va a tocar el tema del canal en las reuniones de la misión comercial?
Precisamente a comienzos de diciembre del año pasado se realizó en Managua la Comisión de Libre Comercio de nuestro TLC con Centroamérica, ahí manifestamos esa posibilidad con ProNicaragua. Desde un principio le manifestamos nuestro interés de escuchar a una alta autoridad local que nos hable del proyecto del Gran Canal. De hecho se sumó a la misión que va a Chile el ministro Paul Oquist, para hablar del gran proyecto del canal interoceánico en Nicaragua.

¿Existe interés en Chile de saber más del proyecto?
No me cabe duda que sí. Chile es el primer usuario de Latinoamérica del canal de Panamá, todas nuestras exportaciones que van hacia Europa, la costa Este norteamericana, Medio Oriente, África, etc., pasan por el canal de Panamá actualmente. Por lo tanto, no puede no interesarnos, al contrario, con el canal nica tenemos otra alternativa a futuro.

Economista y diplomático

Hernán Mena, Embajador de Chile en Nicaragua.

Estudió Economía en la prestigiosa Universidad de Chile, se graduó de la Academia Diplomática de ese país y además realizó un curso de Relaciones Económicas Internacionales en Francia. Fue representante de ProChile en Ecuador por varios años y antes de ser asignado a Nicaragua, fue cónsul general en Bariloche, Argentina.