•   Juigalpa, Chontales  |
  •  |
  •  |
  • Edición Impresa

Juigalpa está de luto. La alcaldesa María Elena Guerra Gallardo, de 64 años, murió ayer por la mañana tras sufrir un infarto.

La noche del lunes a la profesora Guerra Gallardo, del Frente Sandinista de Liberación Nacional (FSLN), sufrió un infarto e inmediatamente recibió atención en el hospital escuela Asunción de Juigalpa, pero la mañana de ayer, cuando era trasladada en ambulancia hacia Managua, perdió la vida.  

El cuerpo de María Elena Guerra, quien era hermana del magistrado Carlos Guerra, será trasladado a la casa de su mamá, Rosalinda Gallardo de Guerra, en Juigalpa.

La trayectoria
A sus 17 años, la profesora Guerra Gallardo comenzó a trabajar en el magisterio, impartiendo clases de Español en el colegio San Francisco de Asís, de Juigalpa; en el Instituto San Sebastián, de Acoyapa; en el Liceo Agrícola y en el Instituto Nacional de Chontales.

En este último centro también llegó a ser subdirectora y directora. Asimismo,  impartió clases los domingos en la escuela Nuestra Señora de La Asunción y en la UNAN-Chontales.

Obtuvo su licenciatura en la UNAN-Managua. También trabajó en la Unión Nacional de Agricultores y Ganaderos (UNAG) de Chontales con un proyecto para la niñez, el cual era financiado por Save the Children, de Noruega.

En esa institución, la profesora Guerra coordinó tres proyectos denominados: Participación de la mujer, Desarrollo socioeconómico de la familia campesina y Promoción de los derechos de la niñez en la UNAG, erradicando el trabajo infantil.

La mejor maestra
El 14 de septiembre del 2004 la profesora Guerra Gallardo recibió la medalla de oro por el presidente de la República (en ese momento Enrique Bolaños), por haber sido en ese entonces la mejor maestra de secundaria a nivel nacional.

En una entrevista que ofreció, Guerra resaltó: “Me siento satisfecha. Para ser maestra hay que tener paciencia y también hay que aprender a ser sacrificado, porque uno tiene que sacrificar todo su tiempo para corregirnos, para prepararnos, el maestro tiene que leer mucho”.

A veces tenemos que descuidarnos de nuestra familia para estar entregada al trabajo, eso es uno de los costos de la educación”.  María Elena Guerra Gallardo, alcaldesa fallecida de Juigalpa.