•  |
  •  |
  • END

Jinotega

El ex candidato del partido Alianza PLC del municipio de Jinotega, Germán Zeledón, y el alcalde liberal saliente del municipio de Wiwilí, Ervin Roque Hernández, denunciaron estar siendo perseguidos por la Policía, que ha capturado a varios jóvenes liberales, además de los detenidos como sospechosos del incendio en la alcaldía de Wiwilí.

“El objetivo es buscar culpables donde no los hay”, aseguraron en una comparecencia de prensa ayer sábado, tanto Zeledón como Roque Hernández, además de familiares de las personas que fueron detenidas el pasado jueves.

Germán Zeledón denunció que dos jóvenes menores de edad, miembros de la Alianza Liberal, fueron capturados en las calles de Jinotega, acusados de ser los protagonistas de las pintas que aparecieron recientemente en diversos lugares de la ciudad, pero el jefe de la Policía dijo ayer mismo que estaban libres.

“Hasta a mí me quieren involucrar cuando afirman que estoy financiando esto, cuando en mi casa es un pleito para las tortillas porque no hay reales”, respondió Zeledón.


Reos incomunicados
Por su parte el señor Ismael Sales, padre de Eyron Sales, uno de los detenidos, denunció que el día de la captura de su hijo, éste se encontraba en su casa y le pusieron una pistola en la cabeza, lo amarraron a un árbol y luego lo montaron en una camioneta.

Los sospechosos de haber cometido el incendio en la alcaldía de Wiwilí aún no han podido ser entrevistados por su abogado y mucho menos puestos a la orden del judicial, dijo Sales.

Asimismo, declaró que el día de la detención a Sales lo amenazaron, advirtiéndole que si no decía que había participado dejarían que lo linchara la gente, cuya suerte también corrió otro de los detenidos, Emigdio Olivas.

“Emigdio Olivas al ser capturado fue golpeado por el capitán Víctor Huerta, jefe de la Policía de Wiwilí, y ahora se encuentra con fiebre y los ojos moreteados, en señal de que ha sido vapuleado, y esto fue visto por la representante de los derechos humanos que se hizo presente el viernes a Jinotega”, dijo.

El jefe de la Policía de Jinotega, comisionado mayor Luis Alberto Pérez Olivas, dijo a END que su institución se limita únicamente a investigar y que no es el encargado de acusar sino el Ministerio Público.

Agregó que la detención se hizo ante la presencia de la población de Wiwilí y cumpliendo con los procedimientos normales, y negó que hayan sido golpeados.


Recurrirán de amparo
Germán Zeledón dijo que ante tanta arbitrariedad de la Policía interpondrán un recurso de amparo, ya que también ha sido amenazado de muerte el presidente municipal del PLC de Wiwilí y actual concejal de la bancada liberal, José Santos Zeledón, quien este sábado fue visitado en su negocio por un hombre de apellido Moncada, mismo que le dijo que se cuidara, porque los días los tenía contados.

El alcalde liberal saliente del municipio de Wiwilí, Ervin Roque Hernández, pidió se investigue al policía que supuestamente es el testigo que dice haber visto a las personas que cometieron el incendio en el inmueble de la Alcaldía.

“Cómo es posible que a menos de 50 metros de distancia de la Policía hayan quemado ese inmueble”, dijo Roque.