•  |
  •  |
  • END

La Unión Ciudadana por la Democracia, UCD, presentó más de 100 mil firmas que se habían propuesto como meta en la campaña “¿Dónde está mi voto?”, iniciada a mediados de diciembre de 2008, debido a las irregularidades que se cometieron en las elecciones municipales del pasado nueve de noviembre.

El doctor Alejandro Serrano Caldera dijo que reunir más de 100 mil firmas significa un respaldo moral muy grande, y aunque en términos legales no tenga significado alguno, sí tiene un enorme peso en términos cívicos, morales y políticos.

“La ciudadanía está pidiendo que haya un recuento de los votos y un cotejo de las actas; es una llamado de atención al Consejo Supremo Electoral; no hay un mecanismo legal específico, pero la soberanía reside en el pueblo”, dijo Caldera.

Indicó, sin embargo, que dicha actividad tiene un enorme significado moral, social y político.

No es lo más sensato dar los pasos subsiguientes sin resolver la situación, sin que se haya resuelto el tema del fraude, lo lógico y apegado a la realidad sería escuchar lo que la ciudadanía tiene que decir, porque hay una gran inconformidad en el país.

Juramentación no resuelve el problema
Expresó que existe un rechazo de un importante sector de la sociedad por la forma en que se manejaron las elecciones, “ninguna sociedad puede poner oídos sordos a este reclamo y hacer como que nada ha pasado”.

Indicó que aunque el CSE y el gobierno pretenden legitimar las elecciones juramentándolos en una plaza pública, con ello el problema no queda resuelto.

“El problema no se resuelve ignorándolo, si se tiene un elemental sentido de la responsabilidad y sensatez se debe atender lo que con justicia y derecho pide la ciudadanía”, agregó.

La UCD, conformada por diferentes organismos y personalidades de la sociedad nicaragüense, presentará las firmas recolectadas ante los diputados de la Asamblea Nacional, la Conferencia Episcopal y la OEA. 
Mil 500 firmas de barrios y mercados
Violeta Granera, Directora del Movimiento Por Nicaragua y miembro de UCD, hizo un llamado al presidente Daniel Ortega para que no ignore la demostración de civismo que han hecho al realizar dicha actividad.

Para el doctor Carlos Tunnerman, las 100 mil firmas tienen como objetivo hacer conciencia en la opinión pública, y se va a seguir recogiendo firmas para demostrar que “hay otros miles de ciudadanos que quieren el recuento de votos, y que consideran que los resultados del Consejo Supremo Electoral no corresponden con la voluntad popular”.