Jorge Eduardo Arellano
  •  |
  •  |
  • END

Jinotega

Los diputados liberales Maximino Rodríguez y Freddy Torres decidieron este miércoles reunirse con las bases de su partido en el departamento de Jinotega para “despejar” algunas dudas que existían entre sus correligionarios alrededor de las negociaciones por los cargos de la Junta Directiva de la Asamblea Nacional entre el FSLN y el PLC.

Tanto Rodríguez como Torres se descobijaron, y sin pelos en la lengua relataron todo lo que tuvieron que pasar para convencer a los miembros de la bancada de ALN para formar una sola fuerza en contra del FSLN, pero que a final no dio resultado al ostentar éstos una posición del mejor postor o como si se tratase de la Bolsa de Valores.

Algunos de los asistentes, que prefirieron omitiéramos su identidad, manifestaron sentirse decepcionados de los autollamados “padres de la patria” por el doble discurso que manejan: uno públicamente y otro a lo interno.

En sus explicaciones, Rodríguez dijo escuetamente que hubo quien además de pedir uno de los cargos importantes en la Junta Directiva también quería un millón de dólares.

“Me parecía que estaba al frente de un grupo de delincuentes; de dónde nosotros, como partido, íbamos a agarrar ese dinero, y aunque lo tuviéramos no se lo hubiéramos dado”, dijo Rodríguez.

EL doble discurso

El diputado Rodríguez también les explicó que existe la necesidad de la reestructuración del partido y de la democratización del mismo en vista de las irregularidades que se registraron durante las elecciones municipales.

Por otro lado, dijo a END que el PLC tiene hasta esta semana para presentar algunos recursos después de que el Consejo Supremo Electoral no contestó lo que le presentaron hasta esas instancias.

“De tal forma que nosotros vamos a continuar con los recursos, pero paralelo a eso vamos a continuar impulsando la Ley de Nulidad, porque consideramos se nos deben regresar las alcaldías que en efecto nos robaron, tal es el caso la de Jinotega”, dijo.