Ingrid Duarte
  •  |
  •  |
  • END

Entre estiras y encoges, y pese a que las juntas directivas departamental y nacional del Partido Conservador estaban de acuerdo con suspender la convención municipal para seleccionar los candidatos a alcalde, vicealcalde y concejales, al final, en ausencia de la pre candidata Magda Briones, quedaron electos Eulogio Mejía, como candidato a alcalde; Rodrigo Monterrey, como primer concejal; Erick Correa, como segundo, y Orlando Lacayo, como tercero, entre otros.

La elección se realizó con más del 40 por ciento del total de juntas receptoras de votos del municipio, lo que equivale a 32, y fue considerada por el presidente de la Comisión Nacional Electoral como apegada totalmente a derecho.

La actividad que, supuestamente, se realizaría en la casa del partido, se terminó realizando en la calle, debido a que las puertas de la sede permanecieron cerradas con cadenas y candados.

Según el presidente departamental del partido, Mauricio Chamorro, lo anterior se decidió con base en el artículo 52 de los estatutos del partido, en el que se establecen las funciones de la junta directiva departamental.

Según él, desde un inicio la elección no contó con el respaldo de la directiva nacional, entre otras cosas, porque la directiva municipal informó contra el tiempo, la fecha y los procedimientos a seguir.

La comisión nacional electoral, presidida por Hugo Ignacio Ruiz, se presentó, y al respecto expresó que debido a desacuerdos, el presidente departamental había delegado sus funciones en la comisión municipal, para que se hiciera cargo del proceso.

Chamorro negó esas declaraciones y comentó que el proceso estipulado en los estatutos del partido dice que la directiva departamental pasará los nombres de los candidatos a la directiva nacional y que ésta, a su vez, al Concejo Supremo Electoral. “Pero por la violación a los estatutos esto queda anulado”, subrayó.