•  |
  •  |
  • END

El diputado Luis Callejas Callejas, responsabilizó a la Policía Nacional por la violencia ocurrida el sábado en Chinandega, durante la marcha organizada por la Unión Ciudadana por la Democracia, UCD, en la que partidarios del Frente Sandinista lo apedrearon. “Yo creo que la Policía tiene la obligación de proteger, y no protegió a nadie, yo no vi protección”, expresó Callejas, quien ayer salió del hospital y se recupera satisfactoriamente.

“La marcha quedó entre tres frentes, la Policía los dejó pasar o rompieron el cerco”, narró el legislador. De los ocho municipios donde la oposición y organismos de la sociedad civil marcharon el sábado, Chinandega fue el lugar donde más incidentes violentos y más heridos se registraron, a causa de los ataques de los simpatizantes del FSLN.

Igual que representantes del Centro Nicaragüense de Derechos Humanos, Cenidh, Callejas criticó a la Policía Nacional por el trato preferencial que dan a los grupos afines al Frente Sandinista, debido a que la Policía se había comprometido a retener a los militantes sandinistas, quienes tenían permiso de apostarse en sitios específicos. “Desde temprano estaban con morteros, yo no vi (a la Policía) quitando morteros, no veo que quieran impedir la violencia”, dijo Callejas, quien calificó de “irresponsable” la actitud del presidente Daniel Ortega al instigar a la violencia.

Está un poco “zorompo”

Callejas dijo sentirse un poco “zorompo” (mareado) por la lesión en la cabeza, pero aprovechó para llamar a la calma, pues considera que la población no quiere violencia.

A pesar de que los resultados de los exámenes que le practicaron en Managua no demuestran gravedad, Callejas continúa en observación, porque los médicos quieren confirmar que no tiene lesión alguna. “Me siento un poco mareado, como con unos traguitos”, relató ayer por la tarde, a EL NUEVO DIARIO.

El legislador fue trasladado de emergencia, de Chinandega a Managua, poco después que recibió el golpe para ser mejor tratado.

“Nadie quiere violencia”

“Si la gente no quiere violencia. Todo esto es una incitación de algunos cabecitas calientes a los que Daniel (Ortega) les da premios”, expresó, luego de ser consultado sobre su relación con los hombres identificados con indumentaria sandinista, que lo cargaron, luego de recibir una pedrada en la parte trasera de su cabeza, según consta en la fotografía publicada por EL NUEVO DIARIO. “Uno es transportista de apellido Cuevas, amigo mío, otro, un trabajador de la Alcaldía, y el otro iba a la marcha”, dijo.