•  |
  •  |
  • END

PUERTO ESPAÑA / AFP

Al menos dos artículos que se refieren a los derechos humanos y gobernabilidad democrática y al papel de la Organización de Estados Americanos, OEA, para garantizarlos, bloqueaban hasta ayer la declaración final de la Cumbre de las Américas que 34 jefes de Estado firmarán el domingo.

Según fuentes cercanas a las negociaciones, países como Venezuela y Nicaragua no desean enfatizar en esta declaración el papel de la OEA, aunque están de acuerdo en subrayar la cuestión de los derechos humanos en este texto final.

Concretamente el artículo 53 habla, en la última versión del borrador, del “compromiso con la defensa, protección y promoción de los derechos humanos, así como con la independencia y consolidación del sistema interamericano de Derechos Humanos”.

Otro artículo, el 57 de este borrador de 66 puntos, menciona “el papel importante que representa la OEA en la solución pacífica de las diferencias”.

Venezuela pidió revisión

A principios de abril y después de diez rondas de negociaciones, la organización de la cumbre anunció que se había logrado un consenso entre los 34 países participantes sobre el documento central.

“Es un documento global, centrado en la gente, relevante y receptivo a las necesidades y los problemas reales de los ciudadanos”, explicó Luis Alberto Rodríguez, coordinador general del secretariado de la cumbre.

Sin embargo, Venezuela mostró rápidamente su descontento con este borrador por considerarlo “tibio” y pidió su revisión. También Nicaragua no estuvo de acuerdo con este
tema.

Hace cuatro años, en la IV Cumbre de las Américas, celebrada en Argentina, la declaración final también se vio bloqueada por diferencias con respecto a las menciones sobre el libre comercio
hemisférico.