•  |
  •  |
  • END

El diputado Maximino Rodríguez, Presidente de la Comisión de Gobernación de la Asamblea Nacional, aseguró que el caso del grupo independentista del Caribe debe llamar la atención y el gobierno debe de inmediato enviar a un grupo de personas a hacer un estudio para dar respuestas a la zona, pero rechazó la posibilidad de que se cree una nueva república con los indígenas de la Costa Caribe.

Para Rodríguez es una campanada de alerta sobre el abandono en que se encuentra la región, pero que es una actitud que atenta contra la integridad del país, pues puede además haber intereses extranjeros para cercenar territorio nicaragüense tal como ocurrió con las provincias de Nicoya y Guanacaste, el territorio Litigio que quedó en manos de Honduras o el caso de Colombia.

“El Presidente debe comisionar a varias personas incluyendo a sociólogos para estudiar a profundidad por qué los hermanos miskitos han tomado esa decisión, pero eso es una cuestión que los nicaragüenses en general no debemos permitir, eso pasó con Guanacaste, con el territorio de Yamales, Las Vegas, El Chilamate, que nos han mutilado el territorio”, dijo Rodríguez.

Puede haber intereses extranjeros

Para el legislador, esos intereses exógenos pueden estar obligando a una porción de nicaragüenses a tomar ese tipo de actitudes, pero que no se pueden permitir porque resultan peligroso aunque cualquier señalamiento al respecto como municipios que ya no quieren ser de Nicaragua son asuntos de hecho, pues por lo demás están regulados por la Constitución y las leyes.

“La Constitución dice que Nicaragua es indivisible por lo que no puede alguien arrogarse que es su territorio, iría en contra de las leyes y la primacía de la Constitución en la que dice que la institución defensora es el Ejército”, afirmó Rodríguez.

La Nación Comunitaria de la Moskitia declaró su independencia de Nicaragua el pasado fin de semana, en la elección del Gran Wihta Tara, o gran Jefe, en la que el Consejo de Ministros Ancianos, anunció la creación del Ejército Indígena de la Moskitia.

Lo habían anunciado hace siete años

Los indígenas dieron al gobierno de Nicaragua seis meses de plazo para entregar las riendas a sus dirigentes, además que manifestaron su rechazo a los dirigentes actuales del Partido Yapti Tasba Masraka Nanih Asala Takanka, Yatama, Brooklyn Rivera y Steadman Fagoth, a quienes acusan de implementar decisiones de los mestizos.

Antes, en julio del 2002 los miskitos habían anunciado la creación de la Nación independiente para el 2003 en la que adoptarían una nueva bandera y su propia forma de organización.