•  |
  •  |
  • END

Jóvenes del Partido Liberal Constitucionalista, PLC, liderados por Carlos Miguel Alemán Cardenal, hijo del presidente honorario de esa agrupación política y ex presidente de Nicaragua, Arnoldo Alemán Lacayo, presentaron ayer una propuesta que consiste en que el 40 por ciento de la juventud liberal tenga la opción de acceder no sólo a cargos directivos, sino también a cargos de elección popular.

El artículo 77 de los estatutos del PLC establece que “en toda junta directiva, los jóvenes y las mujeres (de esa agrupación política) deberán ocupar en su conjunto un mínimo de 40 por ciento de los cargos directivos”. Sin embargo, los jóvenes liberales propusieron ayer que ese porcentaje pueda también aspirar a cargos de elección popular.

La propuesta fue anunciada ayer durante la presentación de la denominada “Corriente Juventud Liberal por el Relevo Generacional”, que tiene como principal propósito “promover la reingeniería, renovación y el relanzamiento del PLC” de cara a las elecciones nacionales de 2011.

Los jóvenes que encabezan la nueva corriente liberal fueron consultados sobre la estrategia a implementar para “reclutar” a sus contemporáneos, que son apáticos a la política o incluso que son críticos del PLC, tomando en cuenta la reciente protesta que realizaron muchachos del grupo “Puente” frente a las instalaciones de la sede nacional del partido, en el barrio 30.

Los jóvenes del grupo “Puente” señalan al PLC de ser partícipe del fraude electoral en los comicios municipales de 2008 y de querer reformar la Constitución Política.

Carlos Miguel Alemán Cardenal contestó que convencerán a la juventud explicando que “en el PLC se habla con la verdad” y que “aquí tienen libertad de pensamiento”, pese a que los hechos demuestran que los actuales directivos dicen una cosa y terminan haciendo otra totalmente contraria.

Entre los jóvenes que anunciaron ayer la creación de la “Corriente Juventud Liberal por el Relevo Generacional” se encontraba Juan Carlos Montoya, hijo del ex secretario privado del ex presidente Enrique Bolaños Geyer, Ariel Montoya.

Juan Carlos Montoya es desertor del Movimiento “Vamos con Eduardo” y ayer explicó que se retiró de esa agrupación política porque su rumbo es incierto, y la señaló de estar dividiendo la opinión pública respecto al liberalismo. También presidió Gary Domínguez Bonilla, hijo de la diputada “aliada” del PLC Jamileth Bonilla Madrigal.

Durante la reunión del Comité Ejecutivo Nacional, CEN, de hace dos semanas, Ariel Montoya también estuvo en la sede del PLC y no ocultó su intención de regresar a ese partido político pese a las duras críticas que hizo de esta agrupación mientras formó parte del gabinete de gobierno de Bolaños Geyer.

Otro de los objetivos que se planteó esta corriente liberal es el de afiliar a 33 mil jóvenes a nivel nacional en los próximos meses.