Ary Pantoja
  •  |
  •  |
  • END

Los diputados Ramón Macías Luna y Ramiro Silva Gutiérrez parecen decididos a desplazar a Eliseo Núñez Hernández de la dirigencia de la Alianza Liberal Nicaragüense, ALN, luego de que Macías Luna rechazó una resolución de la junta directiva expulsándolo del partido, mientras Silva Gutiérrez decidió volver a la bancada parlamentaria e insistir en su candidatura para presidir esa agrupación política.

Macías Luna dijo que la junta directiva de ALN no tiene facultades para expulsarlo del partido, alegando que esa es una potestad exclusiva de la Convención Nacional.

“En la Convención Nacional vamos a sacar a Eliseo Núñez Hernández de presidente de ALN, y ese es el miedo que tiene el mayor aprovechado del partido, que se llama Efraín Payán, que por prebenda, Eliseo le consiguió un salario de 25 mil córdobas en la Asamblea Nacional”, expresó Macías.

Macías y Silva por silla de Núñez

Por su parte, Ramiro Silva Gutiérrez sostuvo que su retorno a la bancada de ALN fue por presiones de las directivas departamentales y municipales del partido y no producto de una negociación con Eliseo Núñez. Silva insistió en que tanto él, como Ramón Macías Luna, se postulará para el cargo de presidente del partido, y que Eliseo Núñez Hernández quedará como “presidente honorario”.

Silva Gutiérrez dijo que su “deserción” de la bancada ALN hacia la denominada Bancada Unidad Nicaragüense, BUN, fue una medida de presión sobre Núñez Hernández. El pasado 25 de mayo Silva presentó ante la Primera Secretaría del Parlamento una nueva carta de renuncia, esta vez a la BUN, y en la misma anunciaba su regreso a la ALN.