•  |
  •  |
  • END

Diversas organizaciones de la sociedad civil y partidos políticos de oposición culparon ayer al gobierno por la cancelación de los últimos proyectos de la Cuenta Reto del Milenio, al tiempo que solicitaron la destitución de los magistrados del Consejo Supremo Electoral, CSE. Mientras, diputados sandinistas pidieron a Estados Unidos no “meterse en los asuntos internos” del país y aseguraron “que no se quedarán de brazos cruzados”.

“El responsable único y directo de la cancelación de la ayuda contenida en la Cuenta Reto del Milenio es el presidente Daniel Ortega Saavedra, quien demuestra una vez más su prepotencia, arrogancia y desprecio por la situación de pobreza que padece la inmensa mayoría del pueblo nicaragüense”, dice parte del pronunciamiento firmado, entre otros, por la Fundación Violeta Barrios de Chamorro, la Iniciativa Ciudadana por la Democracia, Incide, y la Central de Trabajadores de Nicaragua, CTN.

Por su parte, el legislador FSLN Wálmaro Gutiérrez sostuvo que lamenta que la cooperación se haya ido, pero que “debemos seguir adelante”.

Figueroa responde a Callahan

El también diputado sandinista José Figueroa criticó las declaraciones del embajador de Estados Unidos, Robert Cahallan, sobre las razones para cancelar la ayuda, básicamente las referidas a las denuncias de fraude electoral en las elecciones municipales.

“Que esas opiniones las guarde y las vaya a dar a su país. Los asuntos internos de Nicaragua los decidimos y los resolvemos los nicaragüenses”, expresó Figueroa. El diputado sandinista Douglas Alemán también lamentó la suspensión, aunque dijo no compartir “los criterios que usaba el gobierno norteamericano para (tomar) tal decisión”.

Las relaciones bilaterales

A criterio de las organizaciones firmantes, la cancelación de 62 millones de dólares en proyectos de la Cuenta Reto del Milenio por las denuncias de fraude electoral provocará problemas en las relaciones diplomáticas con Estados Unidos.

“Ortega, una vez más, demuestra su nulo interés en mantener buenas relaciones con el mayor socio comercial de Nicaragua, dejando a un lado la gran oportunidad que representa el nuevo liderazgo y visión del presidente Barack Obama, para resolver de forma respetuosa y digna los problemas de la pobreza y el subdesarrollo”, continúa el pronun-
ciamiento.

Gobierno desinteresado, sostienen

El ex candidato a alcalde Managua por la Alianza Partido Liberal Constitucionalista, PLC, Eduardo Montealegre, criticó que funcionarios de gobierno minimicen la cancelación de los fondos.

“En medio de esta crisis, el presidente Ortega y los funcionarios del orteguismo, de forma irresponsable y, diría yo, hasta criminal, están tratando de minimizar la cancelación de la Cuenta Reto del Milenio y están también tratando de engañar al pueblo”m añadió.

Al respecto, el diputado Wálmaro Gutiérrez insistió en que “los recursos de la cooperación internacional no pueden ser sustitutivos, sino complementarios”.

Montealegre también criticó el ofrecimiento que hizo el presidente de Venezuela, Hugo Chávez, en abril pasado, de que la Alternativa Bolivariana para las Américas, ALBA, asumirá 50 de los 62 millones de dólares que Estados Unidos
suspendió.

“Todos sabemos que es una mentira que los fondos de Hugo Chávez van a llegar a beneficiar al pueblo de Nicaragua. Son para financiar las regalías a los partidarios del orteguismo y para que los empresarios afines a la familia presidencial puedan hacer negocios a costa de la necesidad del pueblo”, dijo Montealegre.

No obstante, Wálmaro Gutiérrez, también Presidente de la Comisión Económica de la Asamblea, aseguró que las conversaciones con Venezuela ya van avanzadas y “a la brevedad posible tenemos que garantizar que esos programas no se estanquen”.

Nuevamente el fraude

“Lamentamos hondamente el daño causado a los nicara-güenses a causa de la irresponsabilidad del orteguismo. La comunidad internacional debe saber que en Nicaragua, la inmensa mayoría de los ciudadanos y ciudadanas estamos comprometidos con la democracia y sus valores”, se lee al final del pronunciamiento de los organismos.

Dicho pronunciamiento también fue firmado por Hagamos Democracia, la Comisión Permanente de Derechos Humanos, el Movimiento Renovador Sandinista, el Movimiento Puente, Pro Justicia, Movimiento Cívico “Los Encadenados”, Red de Jóvenes Nicaragüita y la Asociación de Periodistas de Nicaragua.

“Se equivoca el presidente Ortega si piensa que dejando perder recursos de cooperación y aislando internacionalmente a Nicaragua vamos a pasar la página del fraude electoral”, sostuvo Montealegre.

Consultado al respecto, Gutiérrez dijo que no iba a dar opiniones “de un proceso de elecciones democráticamente desarrollado en este país”.