•  |
  •  |
  • END

La presidenta del Parlamento Centroamericano, Parlacén, Gloria Guadalupe Oquelí de Macotto, calificó de “mala estrategia” por parte de Estados Unidos la cancelación de la Cuenta Reto del Milenio, CRM, a Nicaragua, considerando que quienes resultan perjudicados con la medida son los ciudadanos pobres a los que van dirigidos los fondos del programa.

Oquelí participó ayer de la clausura de la XXVI Reunión Ordinaria del Foro de Presidentes de Poderes Legislativos de Centroamérica y la Cuenca del Caribe, Foprel, en Managua, y recordó que el gobierno de Nicaragua no maneja los fondos de la CRM, por lo que insistió en que “fue una mala estrategia” haberla cancelado.

La legisladora centroamericana atribuyó la medida más bien a la crisis económica-financiera que enfrenta Estados Unidos.

“Estuve en una reunión con un representante del Departamento de Estado, y él me preguntó: ‘¿qué esperan los países centroamericanos del presidente Barack Obama?’ Yo le dije que no esperamos mucho, porque sabemos que ellos tienen una gran crisis; resuélvanla ustedes y nosotros trataremos de resolver las nuestras”, expresó.

 
Castro contra Montealegre
En tanto, el jefe de bancada del Frente Sandinista de Liberación Nacional, FSLN, Edwin Castro Rivera, arremetió contra su colega de la Bancada Democrática Nicaragüense, BDN, Eduardo Montealegre Rivas, a quien llamó “pelele y vendepatria”, por considerarlo el responsable de la cancelación de la CRM.

“Desgraciadamente Nicaragua sigue teniendo peleles y vendepatrias, y fue don Eduardo Montealegre el que llegó a pedir a la embajada americana y al Departamento de Estado que se suspendiera la Cuenta Reto del Milenio”, expresó Castro.

Cerrar EmbUSA

Cerrar la embajada de Estados Unidos y correr de Nicaragua al embajador Callahan fue el último arrebato del procurador de Derechos Humanos, Omar Cabezas, quien calificó de “canallada” la cancelación de la CRM.

“No soy el Presidente, pero espero que la gente persuada al presidente Ortega de que ya no puede mantener una relación diplomática y política con gente tan primitiva, gente violadora de los derechos humanos”, dijo Cabezas, llamando a la embajada estadounidense de “nido de corrupción y coimeras”.

Brenes lamenta, pero...

El presidente de la Conferencia Episcopal de Nicaragua, monseñor Leopoldo Brenes Solórzano, lamentó la decisión del gobierno de Estados Unidos, pero evitó responsabilizar al presidente de la República, Daniel Ortega Saavedra, por la cancelación de la CRM, considerando su negativa a revisar los resultados electorales de los comicios municipales de noviembre de 2008.

Brenes expresó su pesar porque Estados Unidos y Nicaragua “no pudieron llegar a un buen acuerdo” a fin de mantener el programa de apoyo que beneficiaría a la población de los departamentos de León y Chinandega.

En tanto, el segundo vicepresidente de la Asamblea Nacional, Carlos García Bonilla, no respaldó las exigencias de revisión del fraude electoral, sin embargo, considera que si el presidente Ortega se hubiese comprometido a impulsar una “profunda reforma electoral y la sustitución total de los actuales magistrados” del Consejo Supremo Electoral, CSE, se habría evitado la cancelación de la CRM.


(Con la colaboración de Rafael Lara)