Jorge Eduardo Arellano
  •  |
  •  |
  • END

Más disputas surgen a lo interno del APRE, luego de que Eduardo Gómez descartara que la decisión de unirse a la bancada de la Unidad dirigida por Jamileth Bonilla fuese de carácter personal y confirmara, además, que es el actual presidente del APRE, tras haber renunciado Miguel López Baldizón para “buscar mejores horizontes”.

Carlos Alfredo Canales, quien remitió a través de correo electrónico a EL NUEVO DIARIO un comunicado firmado, al parecer por Miguel López Baldizón, donde se refiere que la unión de Gómez a la bancada de la Unidad es individual y no responde al accionar del partido, fue acusado por Eduardo Gómez de no ser parte de la Junta Directiva Nacional y más bien lo señaló de estar ansioso de poder dentro de la Directiva del APRE.

Pero Canales dijo estar impresionado por la aseveración del diputado Gómez, pues, según él, es tesorero de la comisión de finanzas del APRE desde 2004 y dice que en definitiva la Junta Directiva Nacional de la Alianza por la República (APRE) se niega a apoyar la adhesión a la bancada de la “Unidad”.

“Cuando nos dimos cuenta que la jefa de bancada iba a ser Jamileth Bonilla le dijimos que se retirara, pero él no hizo caso”, expresó Canales, quien dijo que los intereses del partido son a favor de la unidad y que por ello prefirieron que Gómez se mantuviera independiente, como en un inicio les había informado supuestamente Gómez.

“Le pedimos, le suplicamos, que diga quiénes son los miembros de la Junta que le dieron ese permiso, manifestó Canales, y después añadió que es el diputado Gómez quien está rodeado de personajes que se hacen llamar miembros de la Junta del APRE, pero que en realidad no lo son, Canales no quiso mencionar el nombre de esas personas.

¿Renuncia escondida?
El diputado Eduardo Gómez reafirmó que asumió la presidencia del APRE desde que Baldizón se fue a Costa Rica y que existe una carta de renuncia que Carlos Alfredo Canales y José León Sánchez, Vicesecrectario Nacional del APRE, mantienen escondida y no hacen pública ante el Consejo Supremo Electoral, además puso en duda la veracidad del comunicado firmado supuestamente por Baldizón.

“Miguel López Baldizón sigue siendo nuestro presidente, esté donde esté”, dijo Canales, quien argumentó que Baldizón atiende asuntos del partido en Costa Rica con un permiso de la Junta Directiva Nacional del APRE.

“No entiendo por qué nuestro primer vicepresidente dice que queremos dividir el partido, muchos de nuestros miembros, es sabido, se pasaron a otros partidos y estamos intentando mantener la unidad”, concluyó Canales, no sin antes anunciar que convencionales del APRE se reunirán para discutir el tema y que cualquier cambio en la Junta Nacional de este partido será en la convención de marzo y la darán a conocer al Consejo Supremo Electoral.