Leyla Jarquín
  •  |
  •  |
  • END

El Grupo Promotor de las Reformas Electorales se reunió ayer con diputados de la bancada del Partido Liberal Constitucionalista, PLC, para buscar respaldo a las propuestas de cambios en el sistema electoral del país.

El director ejecutivo de Ética y Transparencia, Roberto Courtney, y el diputado del PLC José Pallais, manifestaron que hay casi un ciento por ciento de coincidencia entre las propuestas que plantea el Grupo Promotor y dicha fuerza política.

Sin embargo, Pallais expresó que durante la reunión acordaron hacer un taller a más tardar el 30 de junio, donde se pulan las propuestas con el fin de definir “qué es lo que debe de estar en la ley de reforma (a la Ley Electoral)” para que, según el diputado, no se lesione más el sistema electoral del país, tal como ocurrió en las elecciones municipales del pasado noviembre.

Las propuestas

De acuerdo con un pronunciamiento del GPRE, sus propuestas de reforma a la Ley Electoral no ameritan reformas a la Constitución Política y persiguen establecer un sistema electoral independiente, inclusivo y transparente.

Algunas de las propuestas son el nombramiento de los Consejos Electorales Departamentales, Regionales y Municipales de manera proporcional a los votos obtenidos en las últimas elecciones de diputados departamentales, y el nombramiento de miembros de las Juntas Receptoras de Votos de una lista de ciudadanos seleccionados de manera aleatoria del padrón electoral del municipio; ello con el objetivo de darle más independencia al sistema.

En las de carácter inclusivo, el grupo menciona la flexibilización de requisitos para la constitución de alianzas electorales de partidos políticos, nacionales o por municipio, conservando su personalidad jurídica e identidad partidaria. Y entre las que según ellos harían un sistema electoral transparente, está la de establecer la obligatoriedad del Consejo Supremo Electoral, CSE, de acreditar a los observadores electorales nacionales e internacionales.

Además, tanto el GPRE y el PLC coinciden en que se debe destituir a los actuales magistrados del Consejo Supremo Electoral, pues consideran que llegar a las próximas elecciones con ese cuerpo electoral la repetición de un fraude es inminente.