•  |
  •  |
  • END

Asombro para algunos y reservas para otros, eso causó ayer la propuesta del diputado disidente liberal Carlos Olivas Montiel para reformar la Constitución Política en sus artículos 134 y 138, a fin de establecer la no reelección para todos los cargos elección popular, es decir, presidente y vicepresidente de la República, diputados ante la Asamblea Nacional y el Parlamento Centroamericano; alcaldes, vicealcaldes y concejales.

Además, la propuesta incluye la no reelección en los cargos que nombra la Asamblea Nacional en aquellas instituciones con direcciones colegiadas y no colegiadas, como los magistrados ante la Corte Suprema de Justicia, CSJ; el Consejo Supremo Electoral, CSE; la Contraloría General de la República, CGR; la Procuraduría General de la República, PGR, y el Ministerio Público, encabezado por el fiscal general y el fiscal general adjunto.

FSLN disimula

El jefe de bancada del Frente Sandinista, Edwin Castro Rivera, dijo que la propuesta de Olivas Montiel “es totalmente contraria a la nuestra (del FSLN y gobierno); la nuestra es que la gente decida nombrarte y correrte cuando ella quiera”, en alusión a modificar la Constitución Política para instaurar el referendo revocatorio y que se aplique a todos los cargos de elección popular, sin excepción.

A propósito, Castro Rivera se mostró sumamente tranquilo respecto a obtener los votos suficientes tanto para presentar la iniciativa de reforma constitucional, como para aprobarla en el plenario, en primera legislatura, antes de que termine el año 2009, para luego refrendarla en 2010. Para presentar la iniciativa se requiere la firma de al menos 30 diputados, y para aprobar las modificaciones se necesitan 56 votos.

PLC cauteloso, pero anuente

El diputado del Partido Liberal Constitucionalista, PLC, José Pallais Arana se mostró cauteloso, pero considera que si esa propuesta “le pondrá fin a la polarización que han causado las intenciones de reforma constitucional por parte del Frente Sandinista con intenciones de permitir la reelección continua del presidente Daniel Ortega, sería bienvenida”.

Pallais Arana está seguro de que el FSLN no aceptará este tipo de iniciativas, considerando que su objetivo primordial es garantizar la continuidad de Ortega en el poder.

“Yo apoyaría esa propuesta si está en el marco de cerrar definitivamente este tema y que no se vuelva abrir nunca más este intento reeleccionista”, dijo Pallais, quien agregó, sin embargo, que “yo no veo al presidente Ortega desistiendo de su objetivo estratégico, que es lograr su reelección presidencial”.

Nadie apoyará

Para el diputado de la Alianza Liberal Nicaragüense, ALN, Ramiro Silva Gutiérrez, ningún partido político apoyará tal iniciativa, pues “todos los diputados tienen sus propios intereses, sobre todo en continuar en el cargo”.

Según Silva, los diputados nunca dejan de estar en campaña por su reelección, por lo que considera que a ninguno de sus colegas le interesará la propuesta de Olivas, a menos, dijo, que la iniciativa sea solamente un mecanismo de presión para llegar a un acuerdo negociado sobre las reformas constitucionales.