•  |
  •  |
  • END

“El PRN se ha pronunciado siempre por la democracia; nosotros somos los hacedores de la paz y la democracia; nuestro partido ha jugado un buen papel en este país, sin embargo, las bases que lucharon en la Resistencia han visto frustrados sus ideales, y algunos de nuestros miembros por eso se han ido equivocadamente a otros partidos”, aseguró “Kalimán”.

Según dijo, las bases del PRN jamás han olvidado “el pacto que ha hecho Arnoldo Alemán, y nos sentimos culpables porque actualmente esté gobernando Daniel Ortega; nosotros votamos por la derecha y no es la Resistencia Nicaragüense la que tiene 52 diputados en la Asamblea Nacional”.

Reiteró que su partido seguirá apuntando hacia la democracia, “siempre que no veamos la necesidad de empuñar de nuevo las armas para enderezar al país; creo que todos los partidos políticos, los padres de la patria, como se hacen llamar los diputados”.

¿El PRN irá solo o en alianza en las próximas elecciones?

Expondré en la convención los arreglos a los que se ha llegado, en nuestros diálogos con los partidos, llámense de derecha o llámense de izquierda; con los que aún no hemos dialogado nada es con el FSLN. Hay muchos partidos a los que les interesa una alianza con el PRN, pero quien lo va a decidir es la convención, no Julio César Blandón ni la Junta Directiva Nacional.

El PRN actualmente no tiene la capacidad económica suficiente para hacerle frente a las elecciones, pero si tenemos ofertas, los convencionales son los que van a decidir, y yo voy a respetar lo que apruebe mi Junta Directiva, porque son los que están al lado luchando por este partido.

En las pasadas elecciones municipales el Poder Electoral nos dio apenas 72 horas para buscar a otro candidato distinto al que habían propuesto; si no lo presentábamos, perdíamos la personería jurídica, y nosotros sentimos eso como una mala intención.


¿La crisis económica podría obligarlos a una alianza electoral?
Yo creo que sí, porque solos es difícil enfrentar el reto; nuestro tesorero nos pasó un presupuesto raquítico, ya lo analizamos, y te hablo ajustado a la realidad económica con cierta convicción de que podríamos hacerle frente con alguna alianza.

¿Y esa alternativa de alianza puede ser la derecha?

Así es, esa alternativa podría ser la derecha, aunque hay un malestar bastante grande de los desmovilizados y de la Contra; el sentir de las bases es que en la década de los 80 los sandinistas eran nuestros enemigos a muerte; ahora en esta etapa son nuestros adversarios políticos. Enemigos políticos consideramos ahora al PLC, porque para ellos si participamos en una alianza somos democráticos, y si nos vamos solos nos tildan de sandinistas, porque dicen que dividimos el voto.

Nos fuimos con ALN en las nacionales, y lo mismo dijeron; nos volvimos a ir solos en las municipales, y siempre nos tildaron de sandinistas... Es más, aquellos liberales que han tenido la capacidad o incapacidad intelectual de hacer daño al PRN, los puedo decir con nombre y apellidos: Wilfredo Navarro, quien lo ha reconocido públicamente. Pero lo que nos satisface es que estamos legalmente constituidos y que tenemos nuestra junta directiva.

Navarro, como representante legal del PLC ante el Consejo Supremo Electoral, pidió que se revisara al PRN, y se le olvidó que fue el PRN quien lo subió a él y a otros, y ahora te hablan de democracia con gran privilegio... Se les olvidó que en los 90 nosotros depusimos las armas ante el sagrado altar de la patria, y que a 24 partidos que se hacían llamar de derecha les pusimos la libertad y la democracia en sus manos.


Se debe entender que no están de acuerdo en formar una alianza en contra del actual gobierno... ¿O sí?
Nosotros hemos batallado varias luchas. ¿En qué forma las hemos batallado?, en que hemos querido acercarnos al liberalismo porque alguna de nuestra gente tiene sus raíces ahí, pero al mismo tiempo los convencionales sienten que hacer una alianza con el PLC es hacerla con el FSLN, porque no es cierto que el PRN tenga alianza con el FSLN; ellos hablan de esa alianza porque ellos mismos le dieron esa visión al público, pero el 15 de septiembre de 2006 lo que hubo fue un acuerdo de paz y reconciliación, y se lo pusimos a Eduardo Montealegre porque íbamos aliados, y se lo pusimos en las manos a Arnoldo Alemán.

El PRN jamás se sentará a conversar con Alemán y Montealegre porque nos han hecho mucho daño. Todavía recuerdo cómo Eduardo Montealegre, media hora antes de las elecciones nacionales, sacó al comandante Mack (José Benito Bravo) de la lista “porque es un hombre humilde, sencillo, porque representa intereses de los combatientes”; eso fue lo que nosotros resentimos.

Para poder hacer un acercamiento con los convencionales y su partido, esta gente debería ser honesta con ella misma y decirle a Arnoldo Alemán: “Ve, apartate; a Eduardo Montealegre, apartate; a fulano de tal, apartate...”.


¿Mientras eso no suceda el PRN se irá solo a la contienda electoral?
Las famosas palabras que han ocupado muchas personas deshonestas, entre ellas está don Enrique Bolaños, cuando decía: “Mi palabra ante todo”. “Firmar me harás, pero cumplir jamás”. Las mismas frases usaba Arnoldo Alemán.

En todas las alianzas anteriores la Resistencia ha firmado con el PLC. Hay escrituras públicas, pero todo lo han boicoteado.


¿Es decir que mientras estas dos figuras no se aparten del camino ustedes irán solos?
Exactamente. Es que no tienen credibilidad, la gente nuestra no cree en ellos. Yo creo que Arnoldo, por ejemplo, está muy desprestigiado, no tiene ninguna credibilidad con la gente nuestra, con nuestros convencionales; es más, la mayoría ahora suele decir que entre nosotros un 35% viene del liberalismo del PLC, decepcionado porque la realidad de las cosas es que en este país quien pone de nuevo en el poder al FSLN es el PLC, y porque no han tenido las agallas de pelear el puesto de su gente, no han tenido las agallas, y lo dijo públicamente Marenco, lo dijo públicamente René Herrera.

¿Qué podemos esperar de esta convención?

El punto principal de esta agenda es la reforma a los estatutos, que son dos o tres cosas; por ejemplo, el caso del Consejo Político, que es una carta que usó bajo la manga el presidente anterior, Salvador Talavera, pues le daba mucho poder al presidente de turno. Democráticamente yo he dicho no, no me parece correcto, hay que darles la oportunidad a los convencionales, que sean ellos la máxima autoridad, que sean ellos los que representen esta situación y establezcan el periodo de estadía en la Junta Directiva. Pero lo más importante que esperamos de la convención es la autorización de que si nos vamos solos o no. Si les hacemos el juego a ellos en el sentido de que si nos vamos solos, vamos a pagar un costo alto, porque no tenemos la capacidad suficiente. Lo que esperamos es que la convención cierre filas en la propuesta de la democracia de este país; ya nuestra gente tiene una visión política diferente, el que ha sido quemado con leche, dice un dicho campesino, hasta las cuajadas sopla; esperemos a ver qué es lo más conveniente: luchar por la democracia de este país.

“No pretendemos dividir el voto democrático”

Ante las reiteradas acusaciones de parte del liberalismo, de que el PRN se presta a dividir el voto “democrático”, los directivos de ese partido responden apelando a la mecánica misma de las elecciones, especialmente las municipales. Según el vicepresidente del PRN, José Benito Bravo, “Mack”, en los comicios municipales es imposible dividir el voto.


¿Qué argumentarían ustedes para que los liberales no los sigan acusando de dividir el voto?
Es mentira que el voto se pueda dividir en las elecciones municipales, porque en ellas vos elegís al candidato que te puede representar en tu municipio. Nosotros lo hemos analizado: un alcalde es el presidentito de tu municipio y los concejales son sus diputados chiquitos en sus municipios, entonces no hay división del voto.


¿En la convención se verá lo de la Comisión de Reconciliación que coordina el cardenal Obando? ¿Ustedes ven resultados positivos o hay más críticas hacia la comisión?
Pues sí hay logros. Por ejemplo, tenemos que el señor Enrique Bolaños en su gobierno le quitó las pensiones a 1,853 miembros de la Resistencia; a lisiados de guerra, a madres de caídos, y la verdad de las cosas, con esta comisión que dirige el Cardenal, en la cual soy representante legal del PRN y el comandante José Francisco Centeno mi suplente, hay un gran logro. Había lisiados de guerra que les daban 150 córdobas al mes, y se logró aumentarles tres o cuatro veces más el valor de su pensión.


Hace un año ustedes le habían puesto un ultimátum a esa comisión, ¿se ha mejorado eso?
Se mantiene lenta por falta de recursos y porque tampoco no se le dio complemento; lo que firmó el PRN con la Comisión de Paz, por ejemplo: a nosotros nos corresponde ocupar el Secretariado de Paz, el Secretariado Ejecutivo, pero lo está ocupando Nelson Artola; se habló de seis miembros de la Resistencia y seis miembros del Ejército, pero somos sólo dos los que estamos ahí representando a una sola organización.