•  |
  •  |
  • END

Un estudio elaborado y presentado ayer por la Organización Permanente de la Sociedad Civil por la Justicia, OPJ, revela que el 70.8 por ciento de las personas consultadas dijeron no a la reelección, contra un 25.3 por ciento que las aprueba. Un 64.8 por ciento rechazó la posibilidad de reformas constitucionales y sólo el 27.4 por ciento está de acuerdo. El margen restante no sabe o no respondió. La muestra fue realizada en Managua, Jinotega, Estelí, León y Chinandega.

Una de las curiosidades del estudio fue que si bien una mayoría rechaza las reformas, únicamente en el Distrito VI de Managua y en León, la opinión de los encuestados está considerablemente dividida entre los que la aprueban y quienes las rechazan.

Denis Darce, Director de Proyectos y Capacitación de la Comisión Permanente de Derechos Humanos, CPDH, organización adscrita a la OPJ, dijo que se consultó a 3 mil 349 personas, mayores de 16 años --quienes ya tienen pleno derecho al voto-- y hasta de 71 años.

“El estudio reveló que los nicaragüenses están claros de que en ambos casos, si se realiza esa reforma o reelección, al final no se favorecerá a la ciudadanía ni se resolverán los problemas de ésta, sino que se beneficiará a particulares y sus partidos políticos”, señaló Darce.

¿Cuáles reformas?

Por otra parte, el 80.4 por ciento de los encuestados no están claros de lo que representan las reformas constitucionales, mientras los que dicen saber, en realidad no saben responder muy bien cuáles son estas reformas.

Violeta Granera, en representación del Movimiento por Nicaragua, indicó que la gente no tiene detalles de las reformas ni hay un proceso de discusión público sobre las mismas, por lo que existe mucho desconocimiento sobre las mismas.

El licenciado Fernando Centeno, miembro de la OPJ, expresó que hasta el momento existen dos propuestas de reformas constitucionales, una realizada por los del FSLN y la otra por los liberales.

Reformas electorales, ventana a reelección

Marcos Carmona, Director de la CPDH, indicó que han recopilado 15 mil firmas que rechazan las reformas constitucionales, y la próxima semana serán entregadas a la Asamblea Nacional.

Comentó que las reformas constitucionales son consideradas una ventada a la reelección, principalmente para Daniel Ortega. Y si bien las propuestas no mencionan la reelección, sí eliminan la prohibición de la reelección por períodos consecutivos.

Centeno explicó que Ortega tiene dos obstáculos para ejercer un tercer período en la presidencia. Por una parte está la prohibición mencionada y en segunda instancia está que los presidentes no pueden optar por tercera vez a la presidencia. Esto según la Constitución de la República, en su artículo 147, numeral 4, inciso A. Pero ambos elementos constitucionales podrían ser eliminados de un “plumazo” en las reformas.

La OPJ, además de estar integrada por la CPDH y Hagamos Democracia, incluye entre sus miembros a Projusticia, Judenic y Movimiento por Nicaragua.