•  |
  •  |
  • END

La dirigencia del Partido Liberal Constitucionalista, PLC, acusó ayer al diputado Eduardo Montealegre de hacer alianzas de cara a las elecciones regionales con el Partido Liberal Independiente, PLI, y la Alianza Liberal Nicaragüense, ALN, como resultado de un acuerdo con el Frente Sandinista de Liberación Nacional, FSLN.

Dicho acuerdo, según el vocero del PLC, Leonel Téller Sánchez, consiste en aliarse con las agrupaciones políticas mencionadas a cambio de que Montealegre no sea desaforado en la Asamblea Nacional.

“El FSLN también se comprometió a no suspender las personerías jurídicas del PLI y de la ALN, y que las facciones afines a Montealegre mantengan el control de ambas personerías jurídicas”, expresó Téller, refiriéndose al supuesto acuerdo.

EL NUEVO DIARIO intentó ayer comunicarse con Montealegre, pero éste no estuvo disponible en su teléfono móvil. A Montealegre la Fiscalía lo acusa por la defraudación al Estado durante la renegociación de los Certificados Negociables de Inversión, Cenis, durante la Administración de Enrique Bolaños, cuando fungió como ministro de Hacienda y Crédito Público.

La semana pasada, el presidente departamental de Managua de ALN, Ramiro Silva, informó que esta agrupación política se aliará con el PLI y con “Vamos con Eduardo” para participar en las elecciones regionales que se realizarán en marzo en el Caribe. Todos estos partidos competirán bajo la casilla nueve, de la ALN.

Silva informó, además, que también podría unirse la Coalición Democrática, que incluye al Partido Conservador y Alianza por la República, entre otras.

Sobre la casilla, Téller expresó que el Frente Sandinista pretende que los opositores sean eliminados por ir en una casilla “insegura”, pues existen “debilidades legales de las personalidades jurídicas del Partido Liberal Independiente, y luchas internas en la Alianza Liberal Nicaragüense, que terminarán siendo dirimidas por el Consejo Supremo Electoral, es decir, por el oficialismo”.

“Montealegre Rivas se compromete a dividir el voto liberal para garantizar el triunfo del oficialista FSLN en las Regiones Autónomas del Atlántico Norte y Sur, suscribiendo una alianza electoral, únicamente con las facciones afines a él, dejando por fuera al único partido que ha ganado cinco elecciones regionales, como es el PLC”, insistió el vocero del PLC.