• |
  • |
  • elnuevodiario.com.ni

El Frente Sandinista de Liberación Nacional, FSLN, fue el primer partido en presentar sus alianzas ante la Dirección de Atención a Partidos Políticos, DAPP. El representante legal del partido de gobierno, Edwin Castro, fue recibido esta mañana por el director de DAPP, Julio Acuña.

El FSLN inscribió alianzas con Yatama, Partido Liberal Nacionalista, PLN; Partido Resistencia Nicaragüense, PRN y Alternativa por el Cambio, AC. También presentaron alianzas con nueve movimientos y organizaciones políticas: Alianza Popular Conservadora; Movimiento de Conservadores Tradicionalistas; Movimiento Arriba la República; Movimiento Democrático Resistencia Nicaragüense, MDR; Movimiento un Voto por la Confianza; Movimiento Evangélico de la Convergencia; Movimiento Indígena de la Costa Caribe y Movimiento de Acción Católica.

APRE va con alianzas
Acuña expresó que el Partido Liberal Constitucionalista, PLC, el Partido Liberal Independiente, PLI, y la Alianza por la República, APRE, informaron vía telefónica que llegarán esta tarde a presentar sus alianzas. Hay que destacar que el APRE no participó ni siquiera en alianza en las elecciones municipales del nueve de noviembre pasado, lo que le pudo haber costado su personalidad jurídica.

Por su parte, el partido Alianza Liberal Nicaragüense, ALN, solicitará su alianza mañana antes de mediodía. Con estas inscripciones se cierra otro de los procesos para las elecciones regionales que se realizarán el siete de marzo del 2010.

La Unión Demócrata Cristiana, UDC; Movimiento de Unidad Cristiana, MUC, y Camino Cristiano Nicaragüense, CCN, son partidos que participarán por su propia cuenta. Acuña explicó que en esta parte del proceso los partidos simplemente solicitan las alianzas con los partidos que presentan, pero son los magistrados del Consejo Supremo Electoral, CSE, los que autorizan o no la solicitud. El CSE tiene hasta el 18 de septiembre para autorizar las alianzas.

El DAPP explicó que el APRE tiene una situación parecida a la PLI, porque tiene que cumplir con los requerimientos que le hace el CSE y tiene un litigio interno entre sus miembros.