•   SAN JOSÉ  |
  •  |
  •  |
  • AFP

El presidente de Costa Rica, Oscar Arias, aseguró que en Nicaragua no hay independencia entre el Poder Judicial y el Ejecutivo, al criticar el fallo de la Corte Suprema de ese país hace dos semanas, que allanó el camino a la reelección presidencial continua.

Arias comparó el fallo judicial en Nicaragua con el que en 2003 emitió la Sala Constitucional de Costa Rica, que declaró inconstitucional una reforma a la Carta Magna que impedía la postulación a los expresidentes, como era su caso tras gobernar entre 1986 y 1990. "La diferencia radica en el grado de independencia del Poder Judicial, la cual no se da en Nicaragua", aseveró hoy Arias en declaraciones al diario La Nación.

Ambos fallos "son como gota de agua y gota de aceite", comparó el mandatario costarricense, quien mantiene una relación poco afectiva con su colega nicaragüense. "No podemos compararnos. No hubo debate en Nicaragua, no hubo discusión ni análisis profundo. Las dos resoluciones son totalmente distintas", aseguró.

La polémica sentencia de la Corte Judicial de Nicaragua, el pasado 19 de octubre, derogó una norma constitucional que prohibía la reelección presidencial consecutiva y dio luz verde a las aspiraciones de Ortega de postularse a los comicios de 2011. Tanto la oposición, como el gobierno de Estados Unidos a través de su embajador en Managua, cuestionan el fallo, adoptado por magistrados pertencientes al gobernante Frente Sandinista de Liberación Nacional.

"El fallo se dio 6-0 y se decidió en minutos", observó Arias. "No tuvo el estudio que tuvo en Costa Rica, donde hubo vistas públicas y todo el mundo opinó. Son instituciones muy distintas", insistió. Las declaraciones de Arias se dan dos días después de que La Nación informara que dos hijos del mandatario Ortega viven en Costa Rica, en una lujosa residencia del presidente del Consejo Supremo Electoral de Nicaragua, Roberto Rivas.