Leonor Alvarez
  •  |
  •  |
  • END

Con 43 votos de mayoría simple se aprobó ayer la Ley de Amnistía a favor del italiano Alberto Steffano Boschi, quien fue condenado hace casi un año por portación ilegal de arma de fuego e instigación a la violencia, según sus acusadores.

Minutos antes el jefe de la bancada del Frente Sandinista de Liberación Nacional, Edwin Castro, había dicho que su bancada se iba a abstener de votar en contra o a favor de esa ley. Sin embargo, sólo 36 de los 38 diputados sandinistas se abstuvieron. Los que votaron en contra fueron Brooklin Rivera y María Lidia Mejía, quienes no obedecieron al llamado de Castro.

Rivera argumentó que su voto iba a ser en contra porque cuando Boschi estuvo en la Costa Caribe por el huracán Félix, había demostrado ser una persona “poco piadosa”, “peligrosa” y que sólo le interesaban sus intereses políticos, “no es lo que aparenta”.

Los hechos

En 2008, antes de ser condenado, Boschi había expresado sus intenciones de participar, respaldado por el Movimiento Renovador Sandinista, como candidato para ser alcalde de Ciudad Sandino, que es el lugar donde vive y donde tiene un proyecto social.

El incidente por el que fue condenado Boschi ocurrió a finales de julio de 2008, cuando en la Rotonda “Rubén Darío” su bus fue apedreado por miembros de la Juventud Sandinista, quienes impidieron que integrantes del Movimiento juvenil Puente se amarraran en los rótulos del partido de gobierno allí ubicados, y a quienes Boschi llegó a acompañar junto a estudiantes que tocaban instrumentos musicales.