• |
  • |
  • END

Pese a todos los ataques verbales contra la Ley de Presupuesto General de la República para 2010, ésta fue aprobada ayer en lo general con 52 votos a favor, sólo 20 en contra y 15 abstenciones de los diputados ante la Asamblea Nacional.

Los diputados opositores no evitaron aprobar el presupuesto como lo presentó el gobierno, y, simplemente, se conformaron con ver cómo, uno a uno, fueron aprobándose los 16 artículos, uno de los cuales incluye mayor endeudamiento interno del Estado hasta por más de 2 mil 769 millones de córdobas a través de la colocación de bonos del Tesoro por parte del Ministerio de Hacienda y Crédito Público, para cubrir parte del déficit de 5 mil 830 millones de córdobas con que cuenta el presupuesto.

El ministro de Hacienda y Crédito Público, Alberto Guevara, se mostró optimista respecto del crecimiento económico proyectado del 2 por ciento para el próximo año, e insistió en que, con la actual crisis económica y financiera mundial, el gobierno de Nicaragua logró mantener, para 2010, el mismo techo presupuestario que en 2009.

Tímido contrapunteo

Sin embargo, para el primer secretario de la Asamblea Nacional y miembro de la Comisión de Producción, Economía y Presupuesto, Wilfredo Navarro, los más de 31 mil millones de córdobas de techo presupuestario para 2010, constituyen un monto mucho menor al presentado por el Ejecutivo para 2009, debido a que se debe aplicar el índice de inflación anual que es del 6 por ciento, rechazando así el argumento del ministro Guevara.

El presupuesto 2010 prevé un nivel de ingresos superior a los 25 mil millones de córdobas, y mantuvo el incremento en el rubro de gastos corrientes a entidades que no necesariamente son prioritarias, como la misma Presidencia de la República, a la cual se le aumentó un monto de 6.5 millones de córdobas.

Justificación

Mientras que a las entidades encargadas de garantizar el desarrollo agropecuario del país se les redujo en 10.7 millones de córdobas los gastos de capital al Ministerio Agropecuario y Forestal, Mag-For; y en 9 millones de córdobas al Instituto de Desarrollo Rural, IDR.

El diputado del Frente Sandinista y miembro de la Comisión Económica del Parlamento, José Figueroa Aguilar, dijo que esas reducciones corresponden a proyectos que ya no se ejecutarán, producto de los desembolsos que ya no se realizarán por parte de la cooperación internacional. Por tanto, el legislador no lo ve en realidad como una reducción presupuestaria.

Algunos diputados que dijeron oponerse al Presupuesto 2010, como Freddy Torres, terminaron votando a favor de la Ley Anual, al menos en lo general. Incluso, Torres fue uno de los diputados del PLC que votó a favor, en lo general, de la reforma tributaria que se aprobó ayer en el plenario del Parlamento.