Leonor Alvarez
  •  |
  •  |
  • END

El Arzobispo de Managua y presidente de la Conferencia Episcopal de Nicaragua, monseñor Leopoldo Brenes, afirmó que las intenciones personales del presidente Daniel Ortega, de mantenerse en el poder más de 90 años, tienen que pasar antes por la voluntad de los ciudadanos y además tienen que obedecer a la Constitución Política.

El alto jerarca de la Iglesia Católica manifestó que el presidente y los funcionarios de su gobierno -en referencia directa al embajador de Perú Tomás Borge-, pueden tener las intenciones de reelegirse, pero al final, “el que tiene la voz y las decisiones es el pueblo”.

También dejó entrever que el mandatario nicaragüense tiene que obedecer a lo que ordena la Constitución Política y espera que en 2011 se respete el voto secreto de los ciudadanos. “Son bonitas las intenciones de don Tomás (Borge), pero creo que el pueblo en las urnas es el que decide, por eso la Constitución nos dice que el mandato es de cinco años, así que en el 2011 hay elecciones y en eso el pueblo es soberano, el voto es secreto y ojala que se respete”, aseveró monseñor Brenes en reacción a las declaraciones ofrecidas por Tomás  Borge, en una entrevista con EL NUEVO DIARIO.

Monseñor Brenes ofreció las declaraciones a los medios de comunicación en la Catedral Metropolitana, donde ofició una misa especial para celebrar “las gracias por las cosechas, 50 días después de la Pascua”, que es mejor conocido como Pentecostés.