•   CHICHIGALPA, CHINANDEGA  |
  •  |
  •  |
  • END

La casa municipal del Frente Sandinista sigue tomada por un grupo de militantes que exigen la destitución de Manuel Espinoza, secretario político de ese partido. En el inmueble se encuentran miembros de distintas organizaciones sandinistas, incluyendo a varios secretarios políticos de barrios y comarcas, quienes no permiten la entrada al dirigente.

Luis Alcides Hidalgo propuso la formación de un nuevo comité municipal representado por todas las fuerzas del sandinismo, para “recuperar a gente que se nos ha ido, y tendrán un espacio dentro del Frente Sandinista. Espinoza es un factor de división, queremos transparencia, él es funcionario de la Alcaldía de Chichigalpa, y más bien ha corrido a la gente de la casa del partido”, expresan.

Roberto Medrano, Presidente de la Asociación de Militares en Retiros, Amir, dijo que Espinoza ha cometido muchos atropellos, por lo que está expulsado del partido rojinegro.

Walter Flores, combatiente histórico del FSLN, expresó que Víctor Sevilla, alcalde de Chichigalpa, y el diputado Marcelino García, les recomendaron que formaran una comisión para viajar a Managua y dilucidar el problema allá.

Problema es viejo

“En la capital van a decir que es un malentendido, y no es así, porque este problema tiene más de dos años, hemos informado a la Secretaría Nacional y al Consejo Departamental, y no se nos escucha. Los líderes de las organizaciones sandinistas podemos resolver este problema aquí”, enfatizó.

Secretario político denuncia plan

Manuel Espinoza expresó que tiene 11 años de ser secretario político municipal, y bajo su dirigencia han alcanzado cinco victorias electorales, la membresía ha crecido y cumple fielmente con los programas emanados del gobierno central.

El dirigente expresó que la actitud de las personas que mantienen tomada la casa municipal es el reflejo de resentimientos que dejan las consultas populares, donde algunos candidatos no resultan favorecidos.

Reveló que tiene fuertes sospechas de que el alcalde Víctor Sevilla está detrás de la intentona para destituirlo, porque patrocinó el viaje de varios miembros del partido a Managua, para mal informarlo ante la cúpula del partido rojinegro.

Indalecio Pastora, secretario político departamental del Frente Sandinista, expresó que no desalojarán a los militantes que tienen tomada la casa del partido porque deben agotar el diálogo para solucionar el problema.