Matilde Córdoba
  •  |
  •  |
  • END

El presidente de Irán, Mahmud Ahmadineyad resaltó ayer las relaciones entre ese país y Nicaragua, luego de recibir al nuevo embajador de Irán en Nicaragua, Morteza Khalaj, según información de la agencia pública iraní de noticias, Irna.

Ahmadineyad insistió en la necesidad de que aumente la cooperación económica, política y social entre los dos países. “Hay que esforzarse a favor de un destacado aumento de las relaciones económicas entre Irán y Nicaragua”, agregó el mandatario.

La actual administración es aliada del gobierno de Irán, el tercer país más rico del mundo en reservas probadas de petróleo y gas. De acuerdo a las declaraciones ofrecidas ayer por Ahmadineyad quiere tener buenas relaciones con todos los países del mundo, a excepción de los Estados Unidos e Israel.

Muchas promesas

Aunque el gobierno iraní ha prometido cooperación a Nicaragua en distintos campos, el año pasado la cooperación de ese país consistió en la construcción de una policlínica en Villa Libertad, barrio ubicado en el Distrito VI de Managua, valorada en 1 millón 500 mil dólares. Dicha policlínica, sin embargo, será administrada durante 10 años por Irán.

El ultraconservador presidente iraní visitó el país en el 2007 y fue entonces cuando Ahmadineyad habló de la posible condonación de la deuda con ese país, de 164 millones de dólares. El año pasado estaba previsto que una comisión técnica del Ministerio de Asuntos Económicos y Hacienda de Irán viniese al país para negociar el pago de la deuda.

El rotativo iraní Hayat-e No, informó en su momento que el monto de la cooperación en 1986 fue de 53 millones de dólares, pero según una fuente de la Compañía Nacional del Petróleo citada por el diario, ésta ascendió a 164 millones de dólares debido a los intereses devengados.