•   CIUDAD DEL VATICANO / EFE  |
  •  |
  •  |
  • END

El presidente de la Pontificia Academia para la Vida, el español Ignacio Carrasco de Paula, elogió al presidente Daniel Ortega por mantener en su país una ley que penalice el aborto y ubicó a Nicaragua entre los países que pueden resistir. “Como ocurre en Nicaragua, cuyo presidente, Daniel Ortega, resiste con valentía”, dijo.

Las declaraciones las ofreció a propósito de que la ley española del aborto es “absolutamente insensata y corresponde a la mentalidad de (José Luis Rodríguez) Zapatero”, el presidente del Gobierno español.

“Es una ley insensata, y corresponde a la mentalidad de Zapatero, el cual tiene una idea fija, que es el tema de los derechos. Todo lo que se le presenta como un derecho él lo promueve, pero es incapaz de entender qué cosa es derecho”, afirmó Carrasco de Paula en una entrevista a la revista italiana “Il Consulente Re”, difundida ayer.

El religioso español, miembro del Opus Dei, de 73 años, subrayó que la nueva ley del aborto aprobada por el Parlamento español es la expresión “de la incapacidad de comprender qué cosa es un derecho”.

Habla de presiones
A ese respecto señaló que la nueva ley presenta el aborto como un derecho “y así la mujer puede decidir hacer lo que quiera, sin consultar ni dar cuentas a nadie de su elección”.

“El problema es serio y no sólo en España”, añadió el presidente de la Pontificia Academia para la Vida, que denunció que los parlamentos de muchos países, entre ellos algunos de América Latina, están sometidos “a presiones fortísimas” de “lobbies” económicos e ideológicos.

Carrasco de Paula añadió: “mire lo que sucede en Argentina con los Kirchner o lo sucedido en Chile con Bachelet, por citar sólo dos casos. Naturalmente ante que los Parlamentos tomaran decisiones, los diferentes países fueron invadidos de centros bien provistos de dinero al servicio de esos grupos de presión”.