•  |
  •  |
  • END

La vocera de la Coordinadora Civil, CC, Luisa Molina, proyecta que Nicaragua no va a cumplir con los objetivos de desarrollo del Milenio porque no ha invertido lo suficiente en educación como básico.

Molina critica que no hay continuidad de las políticas educativas y que la mayoría de los gobiernos en estas últimas décadas han hecho sus propias políticas educativas relacionadas con sus intereses.

“Para Nicaragua la educación no es parte de ninguna estrategia de desarrollo, tampoco es parte de una lógica integral que esté relacionada con el desarrollo del país”, manifiesta Molina.

La declaración de los objetivos de desarrollo del Milenio recoge ocho propósitos referentes a la erradicación de la pobreza, la educación primaria universal, la igualdad entre los géneros, la mortalidad infantil, materna, el avance del VIH / sida y el sustento del medio ambiente.

Diputada habla de estrategia pero no la define

Por su parte, la vicepresidenta de la Comisión de Educación, Cultura, Deportes y Medios de Comunicación, diputada Martha Marina González, opinó ayer que el gobierno de Nicaragua está trabajando para ofrecer mejores condiciones educativas y que por eso ha diseñado una nueva estrategia educativa para que todos los nicaragüenses alcancen el sexto grado.

La diputada evadió hablar sobre la otra estrategia del gobierno relacionada con la eliminación de la dirección de preescolar, también dijo desconocer la propuesta del Plan Nacional de Desarrollo Humano y que debido al receso legislativo no han discutido ninguno de esos temas.

Sindicatos advierten

La Unidad Sindical Magisterial, USM, se sumó a la alerta en torno al sacrificio de la calidad de la educación, que supone el estancamiento en los niveles históricos de inversión en educación y el empeño del Ministerio de Educación, Mined, de enfocarse en metas cuyo éxito dependería esencialmente de más recursos.

Ena Fuertes, de la USM, calificó de “preocupante” el hecho de que la asignación presupuestaria para atender la demanda educativa del país sea de apenas el 3.6% del Producto Interno Bruto del país para 2011.

Su lectura de esto es que “la educación va en retroceso” y hace un llamado al gobierno y a la Asamblea Nacional a priorizar la educación.

Para Fuertes ya es momento de que el Mined llame a los diferentes actores civiles, sindicales y docentes para plantearse seriamente el desafío que representa la educación es estas circunstancias, no obstante lamentó que hasta ahora la comunicación con las autoridades sea de forma vertical y que los objetivos estén tintados con matices partidarios.

Riesgo

La representante sindical mencionó como ejemplo de ello el hecho de arriesgar la calidad educativa dejando retos tan importantes como el desafío del sexto grado, en manos de estudiantes de los últimos años de Secundaria tras apenas un par de meses de entrenamiento y peor cuando, dijo, se conocen los vacíos con los que se forman los jóvenes precisamente por la carencia de recursos.

“La movilización de estudiantes para sacar el sexto grado es un deterioro a la preparación técnica metodológica”, apuntó.

Por eso motivó a los padres de familia “a estar atentos” en la calidad de la educación que están recibiendo sus hijos.

Últimos Comentarios
blog comments powered by Disqus