•  |
  •  |
  • END

Las discrepancias sobre las cifras de reducción de la pobreza general y de la pobreza extrema, salieron a relucir ayer entre el Gobierno y el economista Adolfo Acevedo, quien cuestionó los porcentajes presentados a través de una nota de prensa oficial.

El Gobierno de Nicaragua registra una reducción de la pobreza en general de 15.4 puntos porcentuales en los últimos cuatro años, al citar los resultados de un estudio realizado por la Fundación Internacional para el Desafío Económico Global, Fideg, financiado por la Cooperación Suiza, Cosude, y Holanda --que además contó con la asistencia técnica del Banco Mundial--. El Gobierno señala que la pobreza pasó del 48.3% en 2005, al 32.9% en 2009.

Según el estudio, la pobreza extrema también se redujo del 17.2% al 9.7%, lo que representa una disminución de 7.5 puntos porcentuales en el mismo período.

Publicación parcial dice Acevedo
Sin embargo, el economista Adolfo Acevedo cuestionó las cifras presentadas por el Gobierno, alegando que “se está volviendo un hábito de los funcionarios públicos no publicar íntegramente los resultados de las encuestas y sus bases de datos para que puedan ser analizados”. Además, aseguró que tampoco se conocen la base o parámetros utilizados para la medición, pues no se ha publicado la encuesta completa del Fideg.

Según Acevedo, la encuesta de Fideg lo que muestra es una reducción de la pobreza general de 48.3% en 2005, al 44.7% en 2009, y no a 32.9% como dice esta nota gubernamental.

Acevedo también cuestionó los porcentajes presentados en la nota oficial en torno a la reducción de la pobreza extrema, incluso, al compararla con la pobreza general.

“Mientras los pobres no extremos habrían aumentado del 31.1% de la población en 2005, al 35% en 2009 (pasando de afectar a un millón 695 mil personas en 2005, a 2 millones 9 mil personas en 2009); los pobres extremos se habrían reducido del 17.2% en 2005, al 9.2% en 2009, pasando de afectar a 937,500 personas en 2005, a 557,000 en 2009”, explica Acevedo.

No hay parámetros de medición internacional

“Esta disminución en la tasa de pobreza general de 48.3% en 2005 al 44.7% en 2009, en la encuesta de Fideg se produciría como resultado de un cambio en la composición dentro de la pobreza general”, reitera Acevedo.

Para Acevedo, habría que tomar en cuenta los parámetros internacionales de medición de la pobreza antes de hablar de una reducción tan drástica en los índices de pobreza que presenta el Gobierno.

Resultados del Inide
Por otra parte, se lee en la nota oficial, los resultados presentados por la Encuesta de Medición de Nivel de Vida, EMNV 2009, realizada por el Instituto Nacional de Información para el Desarrollo, Inide, indican igualmente que los índices de pobreza se han reducido.

Para el año 2009, según esta encuesta, hubo una reducción de 5.8 puntos porcentuales en comparación con el año 2005; es decir, que la pobreza pasó de 48.3% en 2005 al 42.5% en 2009. Asimismo, la pobreza extrema refleja una reducción de 2.6 puntos porcentuales, pasando de 17.2% a 14.6% en el mismo período.

Las cifras cuestionadas
En ambas encuestas resaltan la reducción de la pobreza general, tanto en la zona rural como en la urbana. Según el Inide, la pobreza rural se redujo en 6.9 puntos porcentuales respecto de 2005, y la urbana, en 4.1 puntos.

Según el Fideg, las reducciones son de 16.3 puntos porcentuales en la pobreza rural, y 11.3 puntos en la zona urbana.

Conforme el estudio del Fideg, la pobreza extrema en la zona rural del país --considerada la más difícil de reducir--, pasó de 30.5% en 2005 a 18.2% en el año 2009, para una reducción de 12.3 puntos porcentuales.

Estos resultados también fueron cuestionados por Acevedo, argumentando que el Inide está utilizando estándares diferentes para la medición de la pobreza que el estándar internacional.

“Curiosamente no se publica otra manera de medir la pobreza, de acuerdo a un estándar internacional que cataloga como pobres  a quienes sobreviven con menos de 2 dólares al día; y como pobres extremos a quienes lo hacen con menos de un dólar al día”, explicó.

Señala Acevedo, “la EMNV de 2005, indica que, mientras que la metodología utilizada mostraba que los pobres representaban el 48.3% de la población, y los pobres extremos el 17.2%; conforme al estándar internacional, eran pobres (sobrevivían con menos de dos dólares al día) el 75.8% de los nicaragüenses; y que eran pobres extremos (sobrevivían con menos de un dólar al día) el 39.4%”.