• Managua |
  • |
  • |
  • END

Los miembros de la Coordinadora Civil, CC, anunciaron esta mañana el inicio oficial de una jornada ciudadana denominada “Navidad en Justicia y Libertad”, como un esfuerzo “permanente” de movilización y demanda de los derechos civiles, y en contra de una clase política que no responde a los intereses ciudadanos y en la que no tienen esperanza, expresó en conferencia de prensa la vocera de CC, Luisa Molina,.

Molina, explicó que esta jornada implica hacer “contrapeso a los abusos del poder” e impedir que los partidos políticos gobernantes conduzcan al país a “una crisis prefabricada para empujar soluciones que solamente a ellos benefician”.

La campaña navideña de la CC también pretende hacer conciencia de las necesidades básicas de los ciudadanos, en ese sentido “exigen una navidad con frijoles a precios justos, con una Constitución Política que se respete, sin reelección, con la elección de personas idóneas y honorables para los 25 cargos vacantes en el Estado (…)”.

No hay esperanza en la clase política
Con relación a la posibilidad de que los magistrados liberales de la Corte Suprema de Justicia, CSJ, se integren a Corte Plena –luego de que por meses se habían rehusado a constituirse debido a la presencia de los dos magistrados sandinistas que se les venció el período de sus cargos-, Molina declaró sobre ese tema que la CC no tiene expectativas de la clase política, ni de los magistrados y funcionarios públicos, de quienes considera sólo piensan en su bolsillo y no en la necesidad de los nicaragüenses.

Reiteró que la función de la CC es hacer de los ciudadanos “verdaderos sujetos de derecho, para que puedan asumir la responsabilidad de poner las cosas en su lugar”.

En el pronunciamiento de la CC, que esta respaldada por 600 organizaciones civiles y sociales, también se explica que con esta jornada quieren hacer conciencia de la “gravedad de la situación y de todas las afectaciones institucionales, al Estado de Derecho y a la democracia”.

La semana pasada, Luisa Molina también anunció que a finales de este mes los nicaragüenses estarían siendo convocados para una movilización que tendría como eje central el rechazo a las intensiones de reelección del presidente Daniel Ortega, luego que los legisladores del Frente Sandinista, tras una confusa sesión ratificaron la publicación de una versión de la Constitución Política, pero no especificó la fechas de la marcha.