•  |
  •  |
  • END

Si las elecciones se realizaran en este momento la abstención de voto sería altísima por la mayor parte de la población, expresó Juan Abelardo Mata, obispo de Estelí, quien además respaldó la recién creada Unidad Nacional por la Esperanza, UNE.

El obispo saludó con entusiasmo la nueva formación política, UNE, que aglutina diversos núcleos de partidos para formar una sola fuerza, haciendo votos porque los demás partidos “escuchen los gritos del pueblo que no está de acuerdo con las orientaciones que va siguiendo este gobierno”.

Debilitamiento del PLC
Por otra parte, Mata destacó que, “el servicio público que debe prestar un gobierno a toda la población se ha partidarizado altamente” y eso le está haciendo daño a la salud pública y hay un grito general de dar un golpe de timón y cambiar la dirección política, en beneficio de la población, pero la única forma de cambiarlo es la unidad de los partidos que se dicen opositores, pero que en realidad tienen otra visión de nación.

En las próximas elecciones a celebrarse a finales del año 2011, el obispo expresa que los partidos políticos necesitan unirse y dijo que el Partido Liberal Constitucionalista, PLC, justamente por la ideología liberal que deja abierta el pensamiento de la membresía, mucha gente está cambiando de grupos políticos, por lo que supone que con “el tiempo el PLC, va a quedar mucho más debilitado, de aquí es importante que se unan las fuerzas llamadas opositoras, entre las cuales se encuentra el MRS”, dijo.

En el mismo sentido, Mata agregó que “hay cosas que no deben quedar a puertas abiertas”, como el caso de las tres leyes que quedaron en manos de Ortega para su regulación, aunque “algunos del PLC, dicen que le quitaron las garras, le quitaron lo más duro pero estas cosas pueden volver a ser metidas en el contexto mismo de la ley, a través de la reglamentación”, expresa.

“La población decide”
Además, el obispo dijo que los organismos internacionales respetan las decisiones internas que se toman en el país, por lo que asegura, es responsabilidad de los nicaragüenses elegir a un grupo político que respalde las necesidades de los ciudadanos, es decir, “que si la población decide que continúe el actual gobierno, con él es que se va a dialogar, aunque se sepa que violenta la Constitución”, comentó.

*Estudiante de Comunicación Social, UCA.