•   Panamá / ACAN-EFE  |
  •  |
  •  |
  • END

El presidente de Panamá, Ricardo Martinelli, dijo ayer que en un principio tuvo una pequeña diferencia de criterio con la antigua embajadora de EU Bárbara Stephenson, y que nunca pidió equipos a ese país para realizar escuchas telefónicas a opositores suyos.

“Tengo que reconocer que al principio sí tuve una pequeña diferencia de criterio con la embajadora americana (Bárbara Stephenson)”, reconoció Martinelli a periodistas después de asistir a la Asamblea Nacional de Diputados, en donde ofreció un informe al país de sus 18 meses de gestión.

“No había necesidad de espiar”
Sin embargo, Martinelli aclaró que “jamás en la vida le pedí (a EU) que quería equipos para pinchar a un opositor”, como señalan documentos filtrados por Wikileaks y publicados por el diario español El País en diciembre pasado, en donde se afirmó que pidió ayuda a la DEA para realizar escuchas telefónicas.

El mandatario señaló que ese incidente se remonta al 11 de agosto de 2009, en donde su gobierno gozaba de popularidad y que no tenía necesidad de pinchar (espiar) a nadie.

Otra de las diferencias entre Martinelli y los estadounidenses era la interconexión eléctrica con Colombia, según el gobernante. Estados Unidos tampoco estaba de acuerdo con el programa “English for life”, de la ministra de Educación panameña, Lucy Molinar, y en la elección de Gustavo Pérez como director de la Policía Nacional, agregó, sin dar más detalles.

“El presidente soy yo”

“Pero el presidente del país soy yo, y soy yo el que toma las decisiones”, enfatizó el gobernante. Martinelli dijo el pasado 25 de diciembre en un comunicado que “lamenta” que Estados Unidos diera una “mala interpretación” al pedido que le hizo de equipos para realizar escuchas telefónicas y que Stephenson lo criticara por esta solicitud.

“El Gobierno de Panamá lamenta la mala interpretación que las autoridades estadounidenses le hicieron al pedido de ayuda que se le formuló para luchar frontalmente contra el crimen, el narcotráfico y la delincuencia organizada”, indicó el comunicado de la Secretaría de Comunicación del Estado.

“Nunca se le pidió ayuda para intervenir teléfonos de políticos”, subrayó. Sin embargo, el gobernante panameño reveló hoy que después de tener diferencias de criterio con Stephenson logró una relación bien fluida y se tienen excelentes relaciones con Estados Unidos.