elnuevodiario.com.ni
  •   MANAGUA  |
  •  |
  •  |
  • EFE

El embajador de España en Nicaragua, Antonio Pérez-Hernández, sostuvo hoy que para la Unión Europea (UE) "sería necesaria" la observación en las elecciones generales que se celebrarán en este país en noviembre próximo.

"La posición de la Unión Europea es que la observación electoral (en Nicaragua) sería muy necesaria", afirmó el embajador español en declaraciones a periodistas tras participar en un acto oficial en Managua.

El diplomático sostuvo que la UE "siempre ha expresado su deseo de que haya observación electoral" en los comicios nicaragüenses y en ese sentido recordó que el Gobierno de Daniel Ortega ya giró una invitación a ese organismo comunitario para vigilar esas elecciones.

La UE recibió en 2009 la invitación del gobierno sandinista para observar los comicios generales que tendrán lugar el próximo 6 de noviembre para escoger presidente, vicepresidente y diputados del Congreso y el Parlamento Centroamericano (Parlacen).

Oposición califica comicios 2008 como "fraude masivo"
Los comicios municipales de 2008, a los que la Unión Europea no fue invitada como observadora, fueron calificados por la oposición como un "fraude masivo" en más de 40 de los 153 municipios de Nicaragua.

La UE desplegó una misión técnica electoral, no de observación, para los comicios regionales efectuados el pasado 7 de marzo de 2010 en el Caribe de Nicaragua, y no brindó ningún informe.

Consultado si la misión que desplegará la UE en los comicios de noviembre se hará en calidad de observadores, o de "acompañamiento", como lo ha definido el Consejo Supremo Electoral (CSE) de Nicaragua, Pérez-Hernández dijo que eso "habrá que dialogarlo con el gobierno", lo cual, aclaró, aún no se ha hecho.

"Confiamos en que se pueda producir en los términos que se negocie con el gobierno nicaragüense", anotó.

El embajador español fue consultado sobre el tema después de que el gobernante sandinista expresara el lunes pasado que en los comicios de noviembre no quiere más "intervenciones" en las elecciones.

"Estamos cansados de intervenciones. Si quieren venir (observadores extranjeros) a acompañarnos, que nos acompañen, pero no queremos controladores de nuestras elecciones", señaló Ortega.

El mandatario dijo que "los mejores observadores" serán los representantes que tendrán las fuerzas políticas en cada una de las mesas de votación.

Esa posición ha sido criticada por dos aspirantes a la presidencia, el ex mandatario Arnoldo Alemán (1997-2002), y el empresario de radio y diputado ante el Parlacen, Fabio Gadea Mantilla, ambos liberales opositores.

También por la cúpula empresarial y obispos nicaragüenses, que consideran necesaria la observación electoral para dar "garantía" y "transparencia" a ese proceso.

Constitución no permite reelección de Ortega
En esas elecciones, pese a que la Constitución no lo permite, Ortega puede ser candidato por los sandinistas gracias a una sentencia de los magistrados oficialistas de la Corte Suprema de Justicia (CSJ), que declararon legal un fallo que habilita al mandatario a presentarse a su reelección inmediata.

Esa sentencia ratificó un fallo de la Sala Constitucional que, en octubre de 2009, declaró inaplicable el artículo constitucional que prohíbe la reelección presidencial continua y limita a dos el número de mandatos.

Ese fallo fue dictado de manera expedita por la Sala Constitucional en una sesión celebrada en ausencia de los magistrados opositores, que fueron sustituidos por suplentes sandinistas de otra sala.

Ortega, que está en su segundo mandato (2007-2012), gobernó Nicaragua por primera vez de 1984 a 1990.