•  |
  •  |

Las discrepancias internas en el Partido Liberal Independiente, PLI, quedaron ayer patentizadas cuando dos fracciones convocaron por separado a diferentes actividades estatutarias para dirimir sus diferencias y definir las alianzas electorales de cara a los comicios nacionales del próximo seis de noviembre.


Los miembros del Comité Ejecutivo Nacional, CEN, del PLI, -dividido en dos-, se dieron cita ayer en la sede del Movimiento “Vamos con Eduardo”, para definir si convocaban a una Asamblea Delegataria, como lo quiere la fracción liderada por Pedro Reyes Vallejos; o si citaban a la Convención Nacional, como ya lo decidió el grupo encabezado por el presidente del partido, Indalecio Rodríguez Alaniz.


Al final de la reunión, los miembros del CEN salieron como entraron, es decir, divididos. El grupo de Pedro Reyes Vallejos ratificó su decisión de convocar a una Asamblea Delegataria para el 21 de febrero, mientras la fracción de Indalecio Rodríguez confirmó la convocatoria a la Convención Nacional para el próximo 27 de febrero.

Resoluciones mantienen convocatoria para el 27
El presidente del PLI, Indalecio Rodríguez señaló que las resoluciones del 8 y 15 de febrero del corriente año, emitidas por el Consejo Supremo Electoral, CSE, le facultan para mantener la convocatoria del 27 de febrero, algo a lo que se opone la fracción de Pedro Reyes Vallejos y la de Valmore Balladares y Virgilio Godoy Reyes.


Sin embargo, en una carta que le enviaron a Rodríguez el pasado 17 de febrero, varios miembros del CEN, le señalan que “usted conoce las dos resoluciones del Consejo Supremo Electoral de fecha 8 y 15 de febrero del año 2011, por medio de la cual se le pide convoque de acuerdo con el artículo 38, inciso i) de los Estatutos del Partido, a la Convención Nacional o Asamblea Delegataria”.

La otra reunión
Ayer, durante la reunión,  Pedro Reyes Vallejos aseguró que 10 miembros del CEN votaron a favor de realizar una Asamblea Delegataria y en ella decidir las alianzas; pero, una vez que ese grupo se retiró del lugar; otros nueve miembros del CEN, encabezados por Indalecio Rodríguez votaron a favor de la Convención Nacional que ya está convocada para el 27de febrero.

 

 

¿Por qué una y no la otra?

Las razones por las que Indalecio Rodríguez prefiere la Convención Nacional a una Asamblea Delegataria, es porque en la convención el grupo de Rodríguez controla 280 convencionales, mientras que la fracción de Pedro Reyes sólo cuenta con 108.  Al contrario, en la Asamblea Delegataria el grupo de Pedro Reyes controla 36 miembros; mientras que la fracción de Indalecio Rodríguez sólo tiene el respaldo de 34.


Según Reyes Vallejos, en el caso de la correlación de fuerzas dentro de la Convención Nacional favorable a Indalecio Rodríguez  “se debe a que los cuadros históricos del partido no han sido reintegrados a las estructuras partidarias departamentales, regionales, municipales y distritales, tal como lo manda el Acuerdo de Unificación del Partido en su punto 5, que ordena celebrar la Convención Nacional hasta se haya ejecutado el plan de reorganización interna”.
Precisamente, una de las exigencias del grupo de Pedro Reyes es que se reintegren a los “líderes históricos” antes de la Convención Nacional.


Según Reyes, a la fecha solamente  se han reintegrado los cuadros históricos en los órganos de gobiernos; es decir, 9 miembros al Comité Ejecutivo Nacional, CEN;  9 a la Junta Consultiva Nacional; y 36 a la Asamblea Delegataria. “Completan el saldo de cuadros históricos reincorporados,  pequeños remanentes que sobrevivieron  a la exclusión practicada en el 2009”, dijo Reyes.