•   París, Francia  |
  •  |
  •  |
  • AFP

La Federación Rusa de Fútbol recibió una multa de 30,000 francos suizos (unos 25,000 euros) por los gritos racistas de los ultras rusos durante un amistoso contra Francia, a finales de marzo en San Petersburgo, anunció este martes la FIFA, a 40 días del comienzo del Mundial en el país.

En el duelo que Francia ganó 3-1 a Rusia, el 27 de marzo, varios fotógrafos, entre ellos uno de la AFP, constataron gritos de mono hacia el atacante galo Ousmane Dembélé.

 Lea: Wenger confirma que el francés Laurent Koscielny es baja para el Mundial

Los telespectadores también los pudieron escuchar durante la retransmisión televisiva, en el momento en que su compatriota Paul Pogba tocaba la pelota en el minuto 73. Las onomatopeyas características se escuchaban con claridad durante la retransmisión del partido por la francesa TF1.

Jugadores franceses recibieron insultos racistas en el partido ante Rusia. Foto: AFP/END

La comisión de disciplina de la FIFA decidió sancionar a la Federación Rusa "tras una investigación exhaustiva y tras el visionado de las pruebas vídeo", destacando "la gravedad del incidente" pero también "el número limitado de hinchas implicados".

 De interés: Neymar, con los pies en París y la cabeza en el Mundial 2018

En los últimos años Rusia libra una batalla contra el racismo en los estadios de fútbol. A pesar de que los incidentes han disminuido, no han desaparecido, como demuestra un informe de Fare, una ONG que lucha contra la discriminación en este deporte,que registró 89 agresiones racistas en Rusia durante la temporada 2016-17.

 Además: España, favorita para ganar el Mundial por delante de Brasil y Francia

En el Mundial, del 14 de junio al 15 de julio, todas las miradas estarán dirigidas hacia Rusia y la cuestión del racismo preocupa seriamente.