•   Rusia  |
  •  |
  •  |
  • Edición Impresa

El seleccionador de Uruguay, Óscar Tabárez, mostró este viernes su habitual tranquilidad de cara al decisivo duelo de octavos que enfrentará hoy contra Portugal y reafirmó su confianza en un grupo de jugadores con el que lleva trabajando durante años tras completar una primera fase impecable.

“Hace mucho que nos venimos preparando, muchos hace 12 años que trabajamos juntos y fuimos consiguiendo objetivos paulatinamente, algunos pueden considerar que de manera lenta, pero considerando las limitaciones que tenemos como país futbolístico, a este Mundial llegamos como queríamos”, afirmó el veterano técnico uruguayo -al mando de la Celeste desde 2006- en el Estadio Olímpico de Sochi. 

“En estos tres primeros partidos, más allá del juego, creo que estamos más cerca que nunca de lo que queremos”, añadió refiriéndose a los tres triunfos consecutivos con los que cerró Uruguay su fase de grupos, en la que mantuvo además su portería a cero.

Tabárez no quiso desvelar, sin embargo, el estado del central José María Giménez, quien volvió a entrenarse el miércoles tras perderse el duelo contra Rusia por problemas musculares.

“Los 23 futbolistas de Uruguay están a total disposición del entrenador para jugar. Están bien desde todos los puntos de vista, no solo en la parte física y sanitaria, sino también anímica y seguros de lo que queremos”, comentó.

Pero la Celeste, campeona del Mundo en 1930 y 1950, tendrá ahora el complicado reto de parar al temible Cristiano Ronaldo, ganador de cinco balones de oro y disparado en Rusia, donde ya ha marcado cuatro goles.  

“Cristiano Ronaldo está en la élite, tiene un gran potencial (...) y no lo va a marcar solo un futbolista, no va a ser solo Godín. Hay cosas que pretendemos hacer desde el punto de vista colectivo para limitarlo”, desveló el veterano técnico de 71 años.  

“Además, nueve de esos jugadores son campeones de Europa. Pero modestamente tenemos con qué enfrentar a Portugal y estamos bien, sobre todo por el lado de las ganas”, añadió.

A su lado, el delantero Luis Suárez también quiso sacarle todos los tintes individuales al choque, como el de su probable cara a cara con el experimentado Pepe, viejo conocido de la liga española.

“Hay que ser conscientes que no juego ni solamente yo, o yo contra Pepe (...) En Uruguay dependemos muchísimo de cómo estemos colectivamente porque a nivel individual se puede sacar una mínima ventaja”, valoró el ‘Pistolero’, quien lleva dos tantos en el campeonato.