•  |
  •  |

Normalmente la piel es víctima de lesiones producidas por el ambiente, alergias o infecciones; pero también el estrés y los problemas congénitos podrían producir “psoriasis”, una enfermedad que se desarrolla causando molestias como picazón y enrojecimiento.

Este padecimiento suele presentarse en zonas como los codos, rodillas, cuero cabelludo, espalda y uñas; afectando considerablemente la calidad de vida de quien lo sufre, ocasionando un decaimiento de ánimo y autoestima.

Dicha enfermedad suele suceder debido a que las células de la piel crecen desde las capas más profundas y suben lentamente a la superficie, asimismo van reemplazando constantemente a las células muertas. Normalmente, la renovación celular tarda aproximadamente un mes, pero con la psoriasis ocurre en solo unos pocos días, provocando que surja demasiado rápido y se acumulen, explica la doctora Rosa Alvarado, dermatóloga.

Una de las causas que ocasiona esta enfermedad multifactorial es la genética; también por el traumatismo, fármacos, estrés y el clima, pues según comenta la doctora Alvarado, esto influye mucho, ya que cuando se está en calor mejora pero empeora con el frío.

No es contagioso

La psoriasis es una enfermedad inflamatoria crónica, afecta directamente zonas vulnerables al tiempo, produciendo lesiones escamosas y engrosadas; acompañadas -como habíamos mencionado antes-, por el enrojecimiento y la picazón. Este padecimiento comúnmente no es contagioso. Se presenta más en personas adultas entre los 35 a 40 años y es más frecuente en los hombres.

Este padecimiento clínicamente suele observarse en las personas con lesiones escamosas costrosas de color rosado salmón, que a menudo suelen llevar a la depresión al verse en ese estado, debido al rechazo que las personas manifiestan, por creer que se contagia, dijo la dermatóloga.

La enfermedad no suele presentar síntomas en los afectados, ocasiona solamente una señal de picazón y enrojecimiento en el área afectada, ya que comúnmente suele presentar los mismos síntomas que producen otras enfermedades de la piel, pero en este caso el médico debe de examinar.

 

Los tratamientos

El tratamiento de psoriasis es dado según la gravedad de la enfermedad, ya que en ocasiones suele propagarse en todo el cuerpo, siendo de mucha importancia el tamaño de las placas de psoriasis.

Dicha enfermedad suele controlarse pero no tiene cura y hay reincidencias con mayor frecuencia en épocas de estrés.

El paciente suele someterse a un tratamiento individual, como tomar el sol con moderación, asimismo, evitar las horas centrales entre las 11 y 3 de la tarde, cuando son más agresivos los rayos solares; también se recomienda tomar baños en la playa debido a los iones y sales que contiene el agua de mar que presenta propiedades beneficiosas; evitar las comidas grasosas e hidratarse ingiriendo bastante agua. Es importante evitar el alcohol, cigarrillos y estrés, dijo la especialista.

Según el estado clínico que se presente, se tomará un tratamiento médico específico, dependiendo del tipo que sea: psoriasis localizada o psoriasis generalizada, puntualizó la dermatóloga.

Tome nota

Dra. Rosa Alvarado, dermatóloga, atiende en la clínica Unión Médica, puede contactarla al cel.: 8323-1622.